Síguenos

Nokia C3 en mano

No todo el mundo puede ni quiere un superteléfono como el iPhone 4, el Nexus One (Desire) o el Samsung Galaxy S. Hay usuarios a los que un teléfono asequible que entre en la denominada gama media es perfecto. Y no por ello deben renunciar a una forma cómoda de enviar correos, mantenerse al tanto de sus redes sociales o que simplemente sea un teléfono interesante.

El Nokia C3 que hemos probado en Xataka responde a la perfección al concepto de teléfono de clase media que hace bien lo que tiene que hacer. De hecho lo hace tan bien que podríamos nombrarlo uno de los candidatos a rey de ese lugar.

Nokia C3, los finlandeses como peces en el agua

Si bien es cierto que hay marcas como HTC o la propia Samsung que han aprendido a convivir en un escalafón muy tentador en la escala de los teléfonos móviles, cuando bajan un par de peldaños se encuentran de frente con la realidad: ahí Nokia es el rey. Su modelo C3, asequible y centrado en las comunicaciones a nivel de usuario y no de prosumer, es un ejemplo perfecto de lo que sabe hacer la marca finlandesa muy bien.

El Nokia C3, pese a su precio, hace gala de una construcción y calidad de materiales digna de reseñar. Su peso es contenido (114 gramos), el tamaño compacto (13.6 mm de grosor) y aunque el material básico del que está construido es el plástico, éste es de muy buena calidad y se complementa con la tapa metálica para la batería. Por cierto, para abrir la misma no necesitamos adivinar cómo deslizar la tapa sino que disponemos de una práctica pestaña para ello.

nokia-c3-4.jpg

El diseño del Nokia C3 nos recuerda a los clásicos equipos de RIM, las Blackberry. Cuenta con teclado físico completo que pese a su tamaño reducido resulta muy cómodo de usar. Quizás peque de teclas muy juntas para ganar en poca anchura, pero una vez nos hemos acostumbrado, podemos decir que se trata de uno de los mejores teclados que hemos probado en un teléfono de esta gama. A destacar especialmente el detalle de que ese teclado QWERTY sea retroiluminado.

Además del teclado QWERTY contamos con un cruceta de control cómoda de usar y bien construida, los botones de llamar y colgar, y dos muy prácticos para acceder a los mensajes y agenda de contactos.

La pantalla es de solo 2.4 pulgadas, pero no da la sensación de ser muy pequeña dentro del diseño global del Nokia C3. No es táctil y no hemos echado de menos que lo sea por lo bien que se puede manejar y lo grande de las letras de los menús del Series 40 con el que funciona.

sin-titulo-14.jpg

Conectividad, buena pese a no ser 3G

Sí, debemos confesar que el Nokia C3 no es un teléfono 3G. Pero debemos añadir que ni falta que le hace. Para la mensajería, redes sociales y correo electrónico la conectividad GPRS ha demostrado ser suficiente, y cuando hemos necesitado más velocidad, normalmente en casa, hemos podido recurrir a la Wifi, de la que sí goza este terminal. Esto no quita que prefiramos que los datos nos lleguen vía 3G, un apunte que Nokia debería recoger.

Si has pensado en que el GPRS no valdrá para subir las fotos que hagas con su cámara a tu red social preferida, no te preocupes. Nokia no ha querido dar mucha importancia a esta faceta del teléfono y la cámara es un modelo de 2 megapíxeles sin flash ni mayores pretensiones. Nos puede salvar de un apuro cuando la luz en buena, pero no podremos nunca negar que la foto la hicimos con un teléfono móvil de gama media-baja.

nokia-c3-navegador.jpg

Nuestra opinión es que con un teléfono del perfil de este Nokia C3, es una característica que deberían haber cuidado mucho más en finlandia.

Pero claro, con un precio de poco más de 100 euros libre y la buena calidad de acabado del Nokia C3, en algo tenía que soltar lastre Nokia. Lo hace en la conectividad, la cámara de fotos, la pantalla (que si obviamos su tamaño se ve bastante bien) y en el campo multimedia. Apenas la radio FM merece unas palabras en este Nokia C3.

Tampoco hemos considerado relevante la no conectividad 3G porque en la navegación web, momento crítico para un teléfono, el navegador integrado (que es Opera Mini acertadamente) no tiene ningún sentido en un teléfono con la pantalla y resolución del Nokia C3.

nokia-c3-8.jpg

Nokia C3 y el sistema operativo de antaño

¿Qué pasaría si Nokia optara por pasarse a Android? Cada vez que tengo entre las manos un teléfono Nokia no puedo evitar pensar en lo mismo. Creo que es algo que nos pasa a todos los usuarios avanzados de telefonía, pero también debemos pensar que para muchos consumidores no resulta un lastre tan grande que un teléfono venga con el Series 40 que nos ofrece este Nokia C3.

Los menús son sencillos, clásicos podríamos decir, y para un usuario básico eso es lo que más le puede importar. Sin casi posibilidad de instalar aplicaciones y usando funciones básicas del teléfono, el Nokia C3 no se comporta mal. Los servicios de la plataforma OVI están bien integrados y cumplen en este Nokia con su cometido.

nokia-c3-3.jpg

En la página de inicio destaca Communities, que nos da acceso e información de un vistazo sobre Twitter o Facebook. También contamos en la página de inicio de los contactos más destacados así como acceso a las aplicaciones y servicios más usados del Nokia C3.

La opinión de Xataka

nokia-c3-plata.jpg

Acostumbrados como estamos ya a pensar en grandes y caros terminales, podríamos cometer el tremendo error de olvidar un teléfono como el Nokia C3 que hemos probado en Xataka. Con un acabado casi perfecto para un teléfono de 100 euros, conectividad WiFi y gran teclado QWERTY físico, las pegas de una conectividad GPRS, la pobre cámara de fotos o el sistema operativo de otro tiempo parecen menos.

Y es que ya hubiera querido yo hace años tener la posibilidad de contar con un teléfono como el Nokia C3 a un precio tan irresistible. Qué viva la clase media.

El Nokia C3 ha sido cedido para la prueba por parte de Nokia España. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas

Más información | Nokia.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios