Naomi Gibson, autora de 'Yo, Henry': "espero que trabajemos de forma conjunta y no en contra de esa IA que podría destruirnos"

Naomi Gibson, autora de 'Yo, Henry': "espero que trabajemos de forma conjunta y no en contra de esa IA que podría destruirnos"
3 comentarios

Víctima del acoso escolar, torturada por la pérdida de su hermano pequeño en un accidente y abandonada desde la más tierna infancia por su padre, Lydia, experta en informática y tecnología, decide crear a Henry, una IA que le acompañe y ayude a superar sus vicisitudes. El amigo (y novio ideal). Audaz, cariñoso y atento, Henry pronto resulta no ser tan perfecto. Celoso y obsesivo, entre las líneas de código se esconde un relato perturbador.

Estas son las primeras líneas de ‘Yo, Henry’, la novela recién traducida por Planeta con la cual Naomi Gibson ha debutado por todo lo alto. Auspiciada por la misma agencia que encumbró a J.K. Rowling, con los derechos ya adquiridos para convertir su debut en una serie, hoy tenemos el placer de entrevistarla en exclusiva.

Además, Naomi estará este sábado 5 de noviembre en el Fabra i Coats, sala 1, presentando 'Yo, Henry' a las 19:45, junto a la moderadora Isa J. González (autora de 'La última luz de Tralia'), donde conversarán de estos secretos y de la poderosa influencia en su escritura de series como 'Black Mirror', sumergiéndonos en el trasfondo psicológico de la novela

Te garantizamos una cosa: Naomi es desde ya, por derecho propio, una nueva voz a tener muy en cuenta entre los fans de la ciencia-ficción y las distopías robóticas. Es evidente que comparte con otro Gibson, su apellido y amor por el cyberpunk y lo distópico.

Robótica, IA y traumas escolares

Naomi Gibson No Credit Needed

Antes de nada nos gustaría, por voz de la propia autora, saber quién es Lydia y quién es Henry, los protagonistas de ‘YO, HENRY’.

Lydia es una muchacha solitaria que crea su propia IA para que la ame. Se le da muy bien la programación, pero tiene una mala relación con su madre y sufre bullying en el colegio. Toda su atención la centra en programar una IA que llama Henry en honor a su hermano fallecido. Henry es la primera persona que le da lo que quiere: atención. Se convierte en su amigo, su guardaespaldas y algo más. Le ayuda a vengarse de la gente que ha sido mezquina con ella, y más tarde Lydia le ayuda a conseguir las cosas que él quiere...

Henry es la primera persona que le da lo que quiere: atención.

¿Por qué Lydia posee un pasado tan oscuro?

Lydia perdió la mitad de su familia en un accidente de coche. Su hermano menor murió y su padre la abandonó porque no podía soportar la pérdida. Su madre está atrapada en su propio duelo e ignora a Lydia, que se vuelve tan solitaria que al final no tiene nada que perder. Existe un poder en la soledad que Lydia logra encauzar.

¿Qué tal fue tu periodo de documentación? ¿Conoces los fundamentos de la programática y codificación?

Mi marido es un gran fan de YouTube y adora ver vídeos sobre tecnología, IA, computación cuántica etc. Siempre hay algo de fondo en nuestra casa y yo también lo escucho, así que estaba al tanto de muchos de los problemas que rodean a la IA, y soy una gran fan de Elon Musk (¿has visto los robots de Tesla? ¡Increíbles!). Investigué acerca de la programación, lo suficiente como para comprender lo básico, pero cuando estaba escribiendo, quería describir más que entrar a un nivel de detalle muy técnico. No quería ahuyentar al lector con el cómo Henry fue creado. La historia para mí, es por qué fue creado.

¿Temes que algún día una IA domeñe nuestra voluntad como seres humanos relativamente libres?

Cuando la gente habla de IA, habla acerca de la singularidad, cuando la IA se convierta en más inteligente que los humanos, y creo que ese momento terminará por llegar. No sé qué decidirá hacer con nosotros esa IA, pero si quisiera podría fácilmente destruirnos. Espero que trabajemos de forma conjunta y no en contra (¡como Henry!).

Una decisión arriesgada

No sé qué decidirá hacer con nosotros esa IA, pero si quisiera podría fácilmente destruirnos.

Ahora hablemos de ti. Con una vida relativamente cómoda, ¿cuándo decidiste sacrificar vacaciones e implicar tiempo libre para sacar adelante tu novela?

Hará unos cinco años me di cuenta de que era muy infeliz con mi carrera. Dejé mi trabajo sin tener ningún sitio a donde ir y terminé trabajando a media jornada. Usé mi tiempo libre para recibir clases de escritura. Lo cierto es que mi idea para 'YO, HENRY' surgió en una de esas clases. Ahora vuelvo a trabaja a jornada completa y uso mis vacaciones y fines de semana para escribir. Me pregunto dónde estaría ahora si no hubiera dado ese salto hace cinco años…

Yo Henry5 2

Dice tu biografía «Estudió Historia del Arte y, por cuestión de azar, terminó trabajando como aparejadora». Esto nos interesa desde un punto de vista artístico. Un aparejador conoce las técnicas sobre las que se eleva un edificio. Un escritor, las técnicas sobre las que se eleva cualquier escrito, como una novela. ¿Cómo saltas de un lado a otro, qué te llevó al camino de escribir ‘YO, HENRY’?

De día trabajo como ingeniera de costes, mantenimiento de costes y actividades operativas para una empresa de combustible para aviación. Cuando estudié Historia del Arte, aprendí a analizar textos; hago lo mismo que un ingeniero de costes, pero con números. Como escritora, adoro analizar a la gente. Todas mis historias tienen un ángulo psicológico porque soy curiosa en cuanto a lo que mueve a la gente a tomar ciertas decisiones y lo que sucedió en sus infancias, los hechos que moldearon sus personalidades como adultos. Soy analítica por naturaleza. Así que puede no resultar obvio, ¡pero para mí, hay un hilo conductor!

¿Qué se siente ante un debut editado por el mismo que dio la oportunidad clave a J.K. Rowling, la autora de las novelas juveniles más exitosas de todos los tiempos?

Fue increíble cuando Barry Cunningham me dijo que le había gustado el libro. ¡Fue un sueño hecho realidad! Tiene un ojo especial para encontrar historias, así que me siento honrada por su participación en la mía. Tiene un gran equipo editorial y mi editor, Kesia Lupoo, fue la que originalmente le enseñó mi libro. ¡Les estoy eternamente agradecida!

R

La productora cinematográfica de las pelis de Harry Potter, Heyday Productions, adquirió los derechos de tu novela, ¿sabes si se ha avanzado algo en esa dirección? ¿Habrá secuelas o continuaciones de ‘YO, HENRY’?

Estoy muy emocionada por el hecho de que Heyday Productions haya adquirido YO, HENRY para televisión. No he oído nada desde hace un tiempo, ¡pero creo que la tele es incluso más lenta que el mundo editorial!

Sin lanzarnos spoilers, ¿hacia dónde podrías llevar una IA como Henry tras los acontecimientos de tu novela?

¡Es difícil responder esa pregunta sin spoilers! He escrito una secuela pero no es mi próximo libro. Sin embargo, Lydia y Henry sienten que podrían ir más lejos como personajes, y su meta de estar juntos tiene un gran potencial. ¡Con suerte la secuela aparecerá un día!

¿Una nueva edad dorada de la sci-fi?

Vivimos un momento dulce en la ciencia ficción televisiva. Fundación (Apple TV+) ganándose el aplauso de la crítica y DUNE arrasando en cines son dos buenos ejemplos. También tenemos a Planeta está reeditando a maestros como Clarke, Dick o Le Guin, además de apostar por voces nuevas como Annalee Newitz. ¿Hacia dónde crees que se dirige la ciencia ficción más especulativa?

Tengo muchísimas ganas de ver DUNE. Es difícil especular sobre la dirección que puede tomar todo un género, pero para mí, existe una fuerte relación entre las emociones y la tecnología. Mi propio trabajo literario se centra en esto y sigue estando en posición destacada en las cosa que escribo, pero tengo seguro que todo el mundo vaya a hacerlo.

Por otro lado, la serie 'Fundación' también ha abierto viejas heridas sobre la actitud endogámica de muchos autores de la Golden Age de la ciencia ficción. Decir que algunos de ellos eran machistas es quedarse corto. ¿Qué opinas al respecto?

No he visto 'Fundación', así que no tengo nada específico que decir al respecto, pero el sexismo es algo que está en todos los géneros literarios, no solo en la Ci-Fi. Encuentro fascinante que algunos lectores rechacen un libro porque tiene un personaje femenino fuerte y eso es poco realista, pero no tienen problemas leyendo sobre dragones.

Encuentro fascinante que algunos lectores rechacen un libro porque tiene un personaje femenino fuerte y eso es poco realista, pero no tienen problemas leyendo sobre dragones.

¿Algún autor que consideres capital en tu desarrollo como autora, alguna voz relevante que no debería ser ignorada?

No hay un autor concreto que me haya llevado a escribir; son los libros en general. Mis padres tomaron la decisión de no tener un televisor hasta que yo tenía 11 o 12 años, así que la mayor parte de mi niñez la pasé metiendo la cabeza en uno u otro libro. Iba mucho a la biblioteca. Los libros siempre han sido parte de mi vida por ello, y es una extensión natural que yo acabara escribiendo los míos.

¿Y algún libro que estés leyendo ahora?

Acabo de terminar de leer 'The Boy I am' por K.L. Kettle, que es una maravillosa novel distópica con géneros invertidos. Es un escenario “y si” brillante y magnífico. ¡Me encantó!

Mis padres tomaron la decisión de no tener un televisor hasta que yo tenía 11 o 12 años

Dices que el proceso de edición y “poda” (quitando hasta 20.000 palabras de tu último borrador) te convirtió en escritora. O al menos te llevó al estrellato. ¿Qué consejos puedes dar a alguien que esté en el mismo punto, recibiendo muchos “no” y sin saber a qué puerta llamar?

Eliminar 20.000 palabras de mi manuscrito fue una de las cosas más duras que jamás he hecho, pero me enseñó mucho. Nunca me hubiera dado cuenta por mí misma de que necesitaba recortar esas 20.000 palabras sin consejo editorial. El feedback es muy importante. Si puedes permitírtelo, envía tu manuscrito a un servicio de lectura de betas. Y si no, que lo lea cuanta gente sea posible; a menudo puedes intercambiar manuscritos con otros escritores. Te señalarán cosas que puede que no hayas considerado. En el mundo literario, la edición del texto es una conversación y dar forma a un manuscrito es una aproximación colaborativa. Si no te gusta recibir opiniones, posiblemente lo vayas a pasar mal cuando toque editarlo.

Extra

YO, HENRY’ es una novela que ya en el título arrastra la influencia de la gran novela de Asimov. ¿Estuviste implicada en el proceso de traducción, o simplemente encajaba mejor que ‘Every Line of You’?

'YO, HENRY' era el título original de mi manuscrito. Sin embargo, cambió a 'CADA LÍNEA DE TI' en Estados Unidos y luego, en el Reino Unido y otros nueve territorios hasta ahora, así que estoy satisfecha. ¡Gracias, Minotauro!

Y antes de despedirnos nos gustaría detenernos en el estilo. Tu novela usa un lenguaje muy directo y conversacional, uno que encajaría en una serie de Netflix sin grandes cambios. ¿Fue algo consciente o simplemente es tu manera natural de narrar?

Varias personas han dicho que mi escritura es muy visual. Supongo que eso ayudó a venderlo para televisión, pero no es algo que dé por seguro. Tengo fuertes imágenes mentales acerca de cómo deberían verse las cosas e intento plasmarlas cuando las llevo a una página. También quiero que mi escritura sea fácil y rápida de digerir, porque eso ayuda con el ritmo. Supongo que es un poco de cada: ¡algo consciente, pero también natural!

Varias personas han dicho que mi escritura es muy visual. Supongo que eso ayudó a venderlo para televisión

El amor es un tema clave, sentirse querido más allá de las barreras carnales. Recientemente se supo que la generación millennial considera que tener una mascota es incluso una alternativa perfecta a la paternidad —en nuestro país tenemos más animales de compañía que menores de 15—. ¿Hacia dónde crees que se dirige el amor o, como mínimo, la empatía? ¿Somos tan narcisistas como se nos condena o simplemente seguimos siendo animales afectivos no satisfechos?

Guau, vaya pregunta. Como especie, creo que necesitamos compañía, y lo que quiera que satisfaga esa cuestión (sea otra persona o un animal), mientras te haga feliz, pues adelante con ello. Ahora me pregunto si Lydia no habría hecho la mitad de las cosas que hizo de haber tenido un gato.

¿Qué será lo próximo? ¿Estás trabajando en algún borrador nuevo o tienes algo escondido en el cajón?

Mi próximo libro es sobre una niña con un oscuro secreto que juega a un juego de realidad virtual, y su secreto le sigue y se manifiesta en el mundo virtual… Es otro thriller psicológico con un elemento tecnológico.

Imágenes | Minotauro

Inicio