Publicidad

Así podemos sacar más partido al almacenamiento en la nube

Así podemos sacar más partido al almacenamiento en la nube
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

Si en el día a día cotidiano ya nos beneficiamos del almacenamiento en la nube, en momentos como el actual, que  hemos tenido que cambiar la forma de trabajar y relacionarnos para hacerlo todo desde casa, ésta resulta vital. Se convierte en el "lugar" óptimo y versátil tanto para trabajar como para comunicarse.

El almacenamiento en la nube elimina la necesidad de soportes físicos. Es nuestro álbum de fotos, archivador de documentos, almacén de vídeos... y no necesitamos llenar la memoria del teléfono o el portátil para tener siempre acceso a esa biblioteca digital y compartir contenidos con colegas y amigos.

El almacenamiento en la nube, el cloud, es una solución para este período de confinamiento, pero también para después de la crisis, cuando estemos de viaje y necesitemos trabajar en remota o simplemente queramos almacenar nuestros recuerdos de forma segura y, al mismo tiempo, accesible.

Las claves del almacenamiento en la nube del siglo XXI

El almacenamiento en la nube está siendo adoptado por un número creciente de empresas y usuarios. Y a ello ayuda la llegada al mercado de nuevos actores como pCloud, con modelos de negocio ágiles, fáciles, adaptados a las necesidades actuales y sin heredar “cargas” tecnológicas del pasado.

La nube, el cloud, no es una tecnología nueva. Surgió hace décadas, pero no era tan segura, rápida, potente o económica como pueda ser ahora. Tampoco los modelos de uso de entonces no tienen nada que ver con los actuales.

Tradicionalmente, la tecnología ha estado muchos años diferenciando entre usuarios finales y corporativos. Las propuestas para estos últimos solían ser mucho más potentes que las de consumo, con precios muy elevados y condiciones de contratación rígidas.

Colleagues

Hoy, la frontera entre usuario final y cliente corporativo se ha difuminado y las tecnologías de almacenamiento cloud, en la nube, ofrecen una experiencia de uso similar, o incluso mejor, que la de dispositivos hardware para todo tipo de usuarios y a costes contenidos.

Sin ir más lejos, desde una conexión de fibra, subir un archivo de 2 GB a un servicio como el de pCloud se lleva a cabo en menos de dos minutos, con velocidades medias de 16 MB/s. Y a través del plan gratuito, con hasta 10 GB de espacio.

Velocidades como esta permiten usar los servicios cloud tanto en el ámbito doméstico como en el profesional como si fueran dispositivos hardware, pero sin que ocupen espacio, se estropeen, se pierdan datos, nos los roben, los olvidemos en casa o los perdamos.

Es factible almacenar archivos desde cualquier dispositivo, ya sea un ordenador, una tableta o un móvil, con velocidades incluso mayores que las que se obtienen mediante USB. Y es posible acceder a ellos en cualquier momento desde cualquier dispositivo con conexión a Internet, independientemente de dónde nos encontremos.

Habilidades inteligentes para todos los tipos de usuarios

Pero el almacenamiento en la nube del siglo XXI aún puede ofrecer más. Partiendo de esta premisa, pCloud aporta elementos de valor añadido orientados a optimizar el uso de los archivos almacenados en los servidores cloud, como la reproducción integrada de audio y vídeo.

Otras opciones que contempla son acceso a todos los archivos en todos los dispositivos (laptop, escritorio, teléfono móvil, tableta) sin usar el almacenamiento interno del usuario y con una encriptación del lado del cliente con pCloud Encryption.

Asimismo, facilita la integración con otros servicios cloud como Facebook, Instagram, Dropbox, Google Drive o One Drive. De este modo, es factible guardar una copia de las fotos de Instagram y Facebook, organizadas por álbumes, así como de los contenidos guardados en otros servicios de almacenamiento en la nube.

Captura De Pantalla 2020 04 09 A Las 11 25 30

El rebobinado en el tiempo es otra habilidad que algunos proveedores añaden a su servicio. Con hasta 365 días de rebobinado en el caso de pCloud, es posible volver atrás si hemos de recuperar un archivo que hubiéramos borrado por accidente o que, aun siendo borrado conscientemente, ahora tengamos que recuperar.

Para clientes corporativos, además se incluyen opciones adicionales específicas para el trabajo en equipo y colaborativo, como el registro detallado de actividad, jerarquías de permisos o la posibilidad de personalizar la interfaz de acceso a los recursos compartidos, de modo que se ponga en valor la imagen de la compañía.

¿Dónde se almacenan los datos y cuál es la seguridad?

El almacenamiento en la nube junto con habilidades inteligentes que aprovechan la potencia de procesamiento de los centros de datos es una combinación atractiva y útil. Lo es para usuarios finales, pero también para los profesionales de áreas de actividad exigentes, como la industria audiovisual, la autoría multimedia, el diseño gráfico o la fotografía.

Para todos los usuarios, corporativos e individuos, la ubicación de esos centros de datos es otro dato relevante. Un emplazamiento óptimo “acerca” los recursos a los clientes algunos milisegundos. El proveedor suizo pCloud tiene servidores alojados en Luxemburgo y en Estados Unidos, cumpliendo con la certificación GDPR, la SSAE 16, ISO 9001 - Sistemas de Gestión de Calidad (SGC) o la ISO 27001 para seguridad.

La seguridad de los datos es de la mejor posible ─encriptación de 256 bits, autentificación de 2 factores, canales de transferencia SSL/TLS y encriptación pCloud de extremo a extremo─, nadie puede robar tus datos ni siquiera verlos.

Captura De Pantalla 2020 04 09 A Las 11 00 50

De la misma manera, las opciones para compartir archivos, y hacerlo con seguridad, son otro aspecto esencial del almacenamiento en la nube actual. En este sentido, proteger con contraseña los enlace a las carpetas y archivos compartidos es una buena medida, que pCloud amplía con estadísticas completas acerca del tráfico de Internet asociado a las descargas de los ficheros.

¿Qué oferta de almacenamiento en la nube elegir y cuál es el precio?

Ya desde el servicio gratuito con hasta 10 GB de espacio, tenemos la oportunidad de probar sin coste alguno durante 15 días tanto la encriptación mediante Encryption como el rebobinado .

Captura De Pantalla 2020 04 09 A Las 11 25 30

Las modalidades de pago contemplan opciones de contratación mensual, anual o de por vida, con planes para individuos, familias o empresas. Los detalles están aquí.

Para cuentas individuales, tenemos la modalidad gratuita, la de 10 GB, otra de 500 GB (Premium) y la de 2 TB o Premium Plus. En el plan Familiar, tenemos 2 TB de espacio que se pueden compartir hasta entre cinco personas. En este caso, se hace un pago único que concede el derecho a usar los 2 TB para siempre.

Los planes pagados tienen un poco más que el almacenamiento mas grande, las funciones prémium :

  • Personalización de los enlaces de descarga.
  • Asegurar los enlaces de descarga con contraseña y fecha de caducidad.
  • 30 días de historial de la papelera y 30 días para las versiones de los archivos.
  • Carpeta pública: un espacio que puede servirte de almacenamiento para tu sitio web o blog estático.
  • Más tráfico para los datos que envías a tus contactos.

Almacenamiento en la nube (colaborativo) para las empresas

No podemos hablar de negocios sin hablar de colaboración. En el mundo corporativo, no solo se trata de almacenar archivos, sino definir quién puede acceder a ellos y que uso se hace de los mismos. Con este propósito, pCloud ha diseñado el plan Business, para empresas.

Se asigna 1 TB de espacio por cada usuario y cuenta con modalidades de suscripción anual o mensual, donde se incluye el cifrado del lado del cliente pCloud Encryption. También presenta opciones para personalizar los enlaces de descarga, crear equipos de trabajo y definir permisos de acceso. Igualmente, se pueden incluir comentarios en los ficheros como parte de la dinámica de trabajo en equipo.

Youtu Be 9p7r0f4w8 O 4

Otras características que responden a las necesidades corporativas pasan por disponer de un registro detallado de actividad, lo que facilitará llevar un seguimiento de las tareas y obtener métricas de eficiencia y productividad. Las notificaciones cuando los archivos se borran o se comparten, por ejemplo, junto con un control de versiones de archivo e histórico de hasta 180 días completan una oferta pensada para profesionales.

Conclusiones y punto final

En definitiva, la tecnología ya permite aprovechar las ventajas de Internet para disfrutar de un almacenamiento en la nube que responda a las demandas de usuarios personales y empresas.

Puede usarse para trabajar desde casa o para cuando sea posible viajar de nuevo. No se llena el almacenamiento de tu dispositivo local, se puede usar en cualquier dispositivo desde el cual compartir los mismos datos y tener acceso en todas partes. Es posible intercambiar los datos con amigos, familia, colegas y contactos de negocios. Puede estar disponible de forma individual, para toda la familia o para el negocio; todos tendrán la misma seguridad y funcionalidades mejoradas. La mayor ventaja de tenerlo con el proveedor suizo pCloud, el precio que se paga en una sola vez y luego lo tienes para toda la vida.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios