Síguenos

Historia Netbook

El netbook se nos muere. Hace ya un par de años que da síntomas no muy favorables, pero que ASUS y Acer hayan dejado de fabricar nuevas unidades con la llegada de 2013 no puede suponer más que el final de esta categoría que desde 2007 nos ha dado mucho trabajo para bien y para mal.

Aunque el concepto de netbook no lo introdujo ASUS (Psion tenía el nombre e idea desde 1999), fue con la presentación de su primer EEE PC en Computex 2007 el arranque oficial de una fiebre que parecía no tener final. Si ahora miramos las especificaciones de ese primer netbook de ASUS (7 pulgadas de ridícula pantalla, teclado mínimo, procesador lento, sistema operativo Linux y memoria interna casi inexistente) más de uno se sonrojaría. Pero en ese momento no parecía una mala idea … de partida.

El portátil pequeño entusiasmaba …

Ese ASUS EEE PC original ponía sobre la mesa una idea a priori interesante: un equipo manejable que debería ser suficiente para tareas cotidianas en un hogar medio y con un precio muy ajustado para la época. Era 2007 y ese pequeño se convirtió en un deseo de los más impacientes.

Ya en 2008 ASUS se los trajo a España, con un precio de 299 euros para el modelo básico de ese ASUS Eee PC 701 que ese mismo año vería ampliada la familia. Las prestaciones mejoraban, la pantalla crecía hasta las 9 o incluso 10 pulgadas, y en el año siguiente no había fabricante que no tuviera una gama completa en su catálogo.

ASUS Eee PC original

Windows no tardó en arrollar a los modelos con Linux, Intel encontró un filón con su Atom y Acer se hizo fuerte en en segmento que le veía como anillo al dedo en esa época: precio muy ajustado y calidad básica. Fue una de las compañías que ayudó a madurar la idea y mejorarla.

… hasta que lo usabas

Pero resultó que con el uso, muchos compradores de netbook en esta época se dieron cuenta de que en esos equipos, el único atractivo era el precio. Todo lo demás resultaba bastante desfavorable: ni la reducida pantalla, ni el teclado, batería o potencia. La sensación al usarlo era de ir atrás en el tiempo en vez hacia adelante.

Quién sí que quedaba satisfecho con su netbook era el usuario que apenas usaba el equipo para algo de reproducción multimedia sin muchas pretensiones, navegación web, correo electrónico y algo de redes sociales. A poco que quisieras ser productivo topabas con la cruda realidad de la potencia, la pantalla o el teclado. Pero la alternativa eran todavía equipos más pesados y grandes.

netbook Samsung

Y en eso que Apple, tras negar por tres veces (en realidad solo una, pero muy intensamente) este formato que parecía imparable, presentaba su Macbook Air, una idea parecida centrada en la portabilidad máxima pero con un precio alto. Precisamente las sucesivas renovaciones de los netbooks esos años mejoraban las prestaciones, pantalla, teclado … pero también aumentaban el precio hasta que llegó un punto en que prácticamente igualaban a modelos de portátiles clásicos.

Y llegó el “coco” tablet

Poder realizar tareas sencillas con comodidad eran argumentos claros a favor del netbook. Pero los smartphones ganaban pantalla y de repente llegó el tablet en su actual formato. El “usuario de hogar” iba a buscar seguramente ese uso para el equipo informático en casa, así que Apple le dio una vuelta a la idea de tabletPC y sacó su iPad, donde el sistema operativo era la clave para completar una experiencia de usuario más satisfactoria que con el netbook y con incluso mejores prestaciones. Excepto por el teclado.

Apple ipad

Con un precio apenas más caro que los últimos netbooks del mercado, la solución tablet convencía más al consumidor y la llegada de Android y actualmente modelos mucho más baratos incluso que el netbook original han acabado por ser la solución preferida para un uso en el que el netbook quería ser protagonista.

2013, el año en que desaparecerán

Con la confirmación de que las dos grandes compañías que han mantenido con vida el concepto de netboook lo abandonan a su suerte, sería difícil no dar por acabado el formato. ASUS lo inició y Acer lo popularizó. Si añadimos que otros protagonistas como HP o Dell ya no confían en el formato y se centran en el nuevo canto de sirena, el ultraportátil, podemos dar por acabada una breve pero intensa vida del netbook.

Por el camino, la historia del netbook ha dejado bonitos cadáveres y alguna que otra compañía bastante tocada. ¿Tienes en casa uno de esos cadáveres?

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios