Facedeals, hacer checkin por la cara y conseguir ofertas ya es una realidad

Sigue a Xataka

Facedeals

Las redes sociales basadas en la geolocalización (Foursquare, Facebook, la difunta GoWalla…) se ha convertido en la forma perfecta de decirle a nuestros conocidos dónde estamos. A raíz de este crecimiento surgen formas de monetizar este movimiento a través de diferentes promociones y ofertas al hacer checkin.

Hasta ahora, el proceso era manual. Sacamos el móvil, abrimos la aplicación, buscamos el sitio y compartimos nuestra posición. Sin embargo, una empresa de Nashville quiere simplificar este proceso y que hagamos checkin por la cara. Tal cual. Así es Facedeals, un proyecto interesante y algo controvertido.

El funcionamiento es sencillo. Antes de pasar la puerta del establecimiento hay una cámara que gracias a un software de reconocimiento facial comprueba quien entra y si está en la base de datos de usuarios que han dado su aprobación a Facedeals consultará los ‘Me gusta’ en Facebook para enviarle al móvil una promoción exclusiva.

Cómo veis el procedimiento es muy simple: damos nuestra aprobación para que las cámaras de los establecimientos nos fichen al entrar, dejamos que compruebe nuestros gustos en función de la información que tenemos en nuestro perfil y al momento recibimos una promoción, si es que en ese momento la hubiera.

A nivel de hardware, Facedeals utiliza Raspberry Pi, Arduino, OpenCV y la API Facebook Graph. La configuración se puede hacer de forma remota sin manipular la cámara (en caso de que realmente no fuera necesario) y sólo necesita una conexión WiFi y otra a la red eléctrica para funcionar.

Descuentos por tu cara bonita…si damos nuestro consentimiento antes

De este modo el proceso queda automatizado y a la vez comparte dónde estamos de forma automática. Todos los locales asociados con esta iniciativa tendrían una cámara perfectamente visible en la entrada para mostrarnos, al igual que las pegatinas que ponen en las entradas, para ser conscientes de ello. Nada de cámaras de seguridad camufladas.

Si bien es cierto que el proceso es completamente voluntario quizá la privacidad es un poco cuestionable. ¿Queremos hacer checkin en todas las puertas que atravesamos? ¿Hasta qué punto se puede engañar a este sistema? Recordemos que el reconocimiento facial de Android, por poner un ejemplo, ha quedado en evidencia con cosas tan tontas como una fotografía.

Facedeals

De momento estamos ante un proyecto que está dando sus primeros pasos y sólo está funcionando en forma de pruebas piloto en unos cuantos establecimientos de Nashville. No sé si los guiños a la red social de Zuckerberg (una tipografía similar, el matiz de azul es casi idéntico) son una forma de decir “Cómprame, Facebook” pero veremos si prospera en este sentido o bien se cruza con una demanda legal por el parecido con la marca.

Más información | Facedeals

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

5 comentarios