Publicidad

Cuanto más grande, mejor: 19 teléfonos con pantalla de más de 6 pulgadas que puedes comprar en 2019

Cuanto más grande, mejor: 19 teléfonos con pantalla de más de 6 pulgadas que puedes comprar en 2019
9 comentarios

Publicidad

Publicidad

Los gustos y las modas cambian. Así, mientras que hubo un momento en la historia del teléfono móvil en el que se buscaba un terminal lo más compacto posible, ahora nos encontramos en una época de paneles sin bordes y pantallas infinitas aderezadas con notchs y agujeros. Un viraje que, acompañado de un hardware cada vez más potente y pantallas de más calidad apoyan que el consumo de contenidos en el teléfono cada vez sea más cómodo y frecuente.

Si buscas un teléfono con pantalla grande, estos algunos de los smartphones lanzados en los últimos tiempos con más de 6 pulgadas de diagonal.

No solo el tamaño importa: de ratios y píxeles

El término phablet se popularizó para referirse a teléfonos de 5 pulgadas. No obstante, con el cambio de diseños y modas este concepto ha ido modificándose.

Y es que las pantallas sin bordes, los paneles curvos, ratios de pantalla y los elementos de diseño como los notch han posibilitado integrar paneles más grandes dentro de unas dimensiones moderadamente ergonómicas, encontrando un compromiso entre un terminal manejable y que permita navegar por internet, ver vídeos o jugar con comodidad.

Pero si buscas un teléfono con una gran pantalla, no solo es cuestión de hacerse con aquel con la diagonal más grande, prestando atención también al ratio de pantalla, la resolución y el tipo de panel.

Al margen de modelos puntuales, a lo largo de los años hemos pasado por ratios de 3:2, el consabido 16:9 que gozaba de gran popularidad hace un par de años y el actual, en el que los terminales se estiran más y más alcanzando los 18:9, 18.5:9 o 19:9. Al final, todo es cuestión de disponer de más pantalla sin hacerlos cuadrados ni aumentar sus dimensiones considerablemente.

La elección entre un modelo OLED y un LCD dependerá de varios factores. En líneas generales, los OLED ofrecen imágenes de alto brillo y contraste que llaman más la atención en grandes pantallas, si bien la calibración del fabricante tiene su importancia en el resultado final de la imagen. Además, el OLED permite aprovechar al máximo las dimensiones del teléfono y son energéticamente más eficientes. Pero también tiene sus inconvenientes: son más costosos de fabricar, se degradan más rapidamente que el LCD, su ángulo de visionado es más reducido y pueden sufrir pérdida de nitidez por el patrón de subpíxeles.

Conforme las pantallas crecen, la resolución cobra más relevancia. En gama alta es frecuente encontrar densidades de píxeles suficientemente buenas independientemente de la tecnología de panel empleada. Por ejemplo, OnePlus y Huawei continuan usando 1080p en algunos de sus paneles OLED.

No obstante, más que una cuestión de cifras provenientes de las especificaciones técnicas, es importante prestar atención a la experiencia de usuario para verificar el comportamiento de la pantalla.

Huawei Mate 20X, 7,2 pulgadas

Huawei despedía su exitoso 2018 y felicitaba el año nuevo con el Huawei Mate 20X (703 euros), una vuelta de tuerca más en su ya consolidada línea Mate.

Repitiendo diseño y triple cámara, el Huawei Mate 20X sorprende por una diagonal que supera las 7 pulgadas, la integración del procesador Kyrin 980 y una batería de 5.000 mAh que da como resultado un terminal con gran desempeño, increíble autonomía y una experiencia en el consumo multimedia sólida, apoyada tanto por su panel OLED como por el sonido estéreo potente.

Honor 8x Max, 7,12 pulgadas

8x

Otro modelo de reciente lanzamiento es el Honor 8x Max, un terminal que comparte el tamaño de batería del anterior pero que por hardware y especificaciones se encuadra en la gama media: cámara dual, chip Snapdragon de la serie 600, lector de huellas en la parte trasera y una estética muy recurrente en Honor. Con pantalla FullHD+, sus dimensiones resultarán muy útiles para consumo de vídeos más que para gaming. El modelo más básico de 4GB de RAM y 64 GB de capacidad cuesta 238,95 euros en Gearbest.

Honor Note 10, 6,95 pulgadas

Note 10

El segundo terminal de Honor en aparecer en la lista es el Honor Note 10 (385,60 euros), un teléfono que además de rozar las 7 pulgadas con un panel AMOLED FullHD+ sí que cuenta con hardware de gama alta como el chip Kyrin 970 y las opciones de RAM de 6 y 8 GB, lo que hace de este smartphone un modelo óptimo para consumo multimedia pero también para juegos. Su diseño recuerda a otros modelos de Honor y es algo pesado, no obstante lleva una batería de 4.900 mAh.

Xiaomi Mi MAX 3, 6,9 pulgadas

Max3

Aunque muchas marcas destinan la pantalla más grande al modelo más premium, Xiaomi cuenta en su dilatado catálogo de teléfonos con un terminal cuya principal baza es precisamente las dimensiones de su panel FullHD+ y una batería de 5.500 mAh, nos referimos al Xiaomi Mi Max 3. Por lo demás, el Xiaomi Mi Mix 3 se encuadra en la gama media por hardware, diseño y la cámara dual trasera.

iPhone XS Max, 6,5 pulgadas

El iPhone XS Max (1099 euros) es el teléfono más potente, con más pantalla, mejor cámara y también el precio más alto de Apple.

Integra una pantalla de 6,5 pulgadas OLED Super Retina HD cuya calidad se evidencia tanto en interiores como en exteriores, de acuerdo con nuestra experiencia de uso. Tras haberlo probado concluimos que se trata del teléfono más potente del mercado, si bien podría mejorar en aspectos como la cámara o el Face ID.

OnePlus 6T, 6,41 pulgadas

El segundo y último buque insignia de OnePlus lanzado en 2018 fue el OnePlus 6T, un teléfono con panel AMOLED, el chip más potente de Qualcomm, cámara dual y sensor de huellas bajo la pantalla.

Con el OnePlus 6T el notch se ha reducido a la mínima expresión, logrando un diseño atractivo y equilibrado. Tras probarlo nos gustó su buen rendimiento y la calidad de la pantalla, así como su destacable autonomía. Entre sus puntos débiles, la cámara y el sonido.

Samsung Galaxy Note 9, 6,4 pulgadas

El último y más premium buque insignia de Samsung es el Samsung Galaxy Note 9, un teléfono con panel Super AMOLED con resolución QHD+, S Pen, cámara dual y carga rápida e inalámbrica para una batería de 4.000 mAh.

Tras probar el Samsung Galaxy Note 9 concluimos que estábamos ante uno de los mejores terminales de 2018, logrando un sobresaliente en diseño, pantalla, rendimiento, cámara y software.

Honor View 20, 6,4 pulgadas

Honor

Apenas hace unas horas que asístíamos a la presentación del Honor View 20, el primer Honor que decía adiós al notch sustituyéndolo por un agujero. Además, el último terminal lanzado por Honor cuenta con procesador Kyrin 980, una batería de 4.000 mAh y una lente de 48 MP que emplea inteligencia artificial.

OPPO Find X, 6,4 pulgadas

La pantalla verdaderamente infinita, sin bordes ni agujeros o muescas llegaba en 2018 de la mano de OPPO y su OPPO Find X (999,90 euros), un terminal con lo último en hardware del mercado, reconocimiento facial, cámara dual y una carga que según nuestra experiencia resultó verdaderamente rápida.

Por estética, el OPPO Find X es uno de los smartphones más bonitos del mercado pero la cámara está por debajo de lo esperado en un móvil que frisa los mil euros ni el sistema para extraerla es lo más práctico.

Xiaomi Mi Mix 3, 6,39 pulgadas

Siguiendo el camino iniciado por el modelo anterior, el Xiaomi Mi Mix 3 (499 euros) también ofrece un frontal todo pantalla donde la cámara frontal se oculta tras un sistema desplegable.

Con un panel AMOLED FullHD+, configuración hardware potente que nos permite alcanzar hasta los 10 GB de RAM y doble lente, el punto flaco de este teléfono se encuentra en su batería, de 3.200 mAh.

Google Pixel 3XL, 6,3 pulgadas

En tiempos de cámaras dobles (o triples o incluso cuádruples), el Google Pixel 3 XL (949 euros) con una sola cámara sigue sorprendiendo por la calidad de su óptica gracias al empleo de software.

Tras unos años en los que la gran G se resistía a abandonar los bordes, con la tercera entrega del Pixel encontrábamos un panel OLED con notch y resolución QHD+, además de una carcasa de cristal y carga inalámbrica.

Como es costumbre en los Pixel, los terminales de Google destacan por su rendimiento, cámara y software, pero esta vez también por su pantalla. En el debe, la autonomía se queda algo corta y el diseño es mejorable.

Samsung Galaxy A9, 6,3 pulgadas

No solo la gama más alta de Samsung podemos encontrar grandes paneles, el nuevo Samsung Galaxy A9 (2018) integra un panel Super AMOLED con resolución FullHD+ y es el primer modelo de los coreanos en contar con cuatro cámaras. Otro aspecto importante es que con el A9 llega a la gama media de Samsung el USB-C y los 6 GB de RAM.

Lo que más nos gustó fue su nuevo diseño y su rendimiento, aunque el software es mejorable y esperábamos más del conjunto de cámaras.

Honor Play, 6,3 pulgadas

Honor es la marca más asequible de Huawei y con esa premisa lanzó en septiembre de 2018 su primer teléfono orientado al gaming, el Honor Play. Apoyado en el hardware más potente en Android, una pantalla FullHD+ LCD y Sonido 3D para que aquellos usuarios que emplean el teléfono para jugar vieran satisfechas sus expectativas.

Tras probarlo concluimos que estamos ante un terminal equilibrado con buenos acabados, genial sonido y rendimiento. Entre sus puntos débiles se encuentra la cámara y los algo ajustados 4GB de RAM.

Xiaomi Mi 8 Pro, 6,21 pulgadas

La prolífica Xiaomi terminaba el año 2018 con el lanzamiento de su (por ahora) último buque insignia, el Xiaomi Mi 8 Pro (469,05 euros), con trasera transparente, el chip Qualcomm más potente del mercado, reconocimiento facial y lector de huellas en la parte trasera de la pantalla.

De este terminal nos gustó su diseño, pantalla y fluidez, aunque la autonomía y la óptica quedaban por debajo de lo esperado en un tope de gama.

Samsung Galaxy S9+, 6,2 pulgadas

A punto de lanzarse el S10, el Samsung Galaxy S9 Plus es el último terminal de la línea S en superar las 6 pulgadas con una pantalla Super AMOLED con resolución QHD+, una configuración que resulta en un panel grande y de calidad.

No hay grandes novedades en su diseño, que sigue la estela de su predecesor, lo que no es necesariamente malo habida cuenta de lo atractivo del S8. En su interior encontramos el Snapdragon 835 o el Exynos 9810, 6GB de RAM y varias configuraciones de capacidad.

De este terminal nos gustó el diseño, pantalla, rendimiento y la cámara, aunque creemos que la batería podría quedarse corta para los usuarios más intensivos.

ASUS Zenfone 5Z, 6,2 pulgadas

El ASUS Zenfone 5Z (573 euros) se presentó durante el pasado MWC 2018 con un atractivo diseño de cristal, pantalla con notch, el procesador Snapdragon 845, cámara dual y carga rápida con el objetivo de ofrecer uno de los gamas altas más asequibles del mercado desde su lanzamiento.

Entre sus puntos fuertes se encuentran el desempeño y el sonido y los aspectos a mejorar son su autonomía, la cámara y los brillos de la pantalla.

POCOPHONE F1, 6,18 pulgadas

El POCOPHONE F1 (265,50 euros) hacía su irrupción en verano del año pasado con la promesa de ofrecer más por menos: configuración de hardware potente, cámara dual, carga rápida, reconocimiento facial... y también una gran pantalla de 6,18 pulgadas FullHD+, eso sí, de tipo LCD.

De nuestra experiencia de uso destacamos su fluidez, autonomía y audio, si bien tanto la estética como la cámara eran mejorables. No obstante, cumple lo que promete: es difícil dar con un teléfono de estas características en este rango de precios.

Huawei Mate 20 Pro, 6,3 pulgadas

El Huawei Mate 20 Pro (824 euros) fue uno de los teléfonos del pasado año, logrando el Premio Xataka 2018 del jurado y del público a mejor teléfono de gama super alta.

Cuenta con un panel Super AMOLED de 6,3 pulgadas, el procesador Kyrin 980, 6 GB de RAM de base y 128 GB de almacenamiento mínimo. Pero lo más destacable de este terminal son los resultados de su triple cámara y su magnífica autonomía.

iPhone XR: 6,1 pulgadas

El iPhone XR es el teléfono más asequible lanzado por Apple durante el pasado 2018, un terminal que combina características premium como el chip A12, el Face ID y el modo retrato con una lente con una pantalla LCD liquid retina y carcasa de aluminio.

Una de los grandes retos del iPhone XR era que el panel estuviera a la altura, algo que no era fácil por sus dimensiones y por ser de tipo LCD. Nuestra experiencia de uso nos dejó satisfechos con la pantalla, así como otros aspectos como el diseño, rendimiento, la cámara y el software.

LG G7 ThinQ, 6,1 pulgadas

En verano de 2018 hacía su aparición el LG G7 ThinQ, un terminal que según nuestra experiencia es uno de los gamas altas más cómodos en mano (y también más asequibles) del mercado a pesar de superar las 6 pulgadas de diagonal.

Del LG G7 ThinQ lo que más nos gustó fue su diseño, sonido y pantalla, quedando la autonomía y la cámara un paso por debajo de lo esperado en un gama alta.

Nota: algunos de los enlaces aquí publicados son de afiliados. A pesar de ello, ninguno de los artículos mencionados han sido propuestos ni por las marcas ni por las tiendas, siendo su introducción una decisión única del equipo de editores.
Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir