Compartir
Publicidad
MindGeek, el imperio del porno que quiere pasar desapercibido pero controla las webs para adultos más famosas del planeta
Otros

MindGeek, el imperio del porno que quiere pasar desapercibido pero controla las webs para adultos más famosas del planeta

Publicidad
Publicidad

Cualquier consumidor habitual u ocasional de porno acaba pasando por alguna de las múltiples webs de MindGeek para encontrar lo que busca, aunque probablemente muy pocos lo saben. Entre otras cosas, porque esta empresa se define a sí misma como “líder en diseño web, tecnologías de la información, desarrollo web y SEO”, sin hacer mención alguna a su condición de mayor facilitador de inspiración sexual de la red.

“Aunque MindGeek posee y opera varios sitios web de entretenimiento para adultos, somos en primer lugar una organización basada en la tecnología”, explica Catherine Dunn, portavoz de la compañía. En su descripción de actividades, habla de “producir contenido centrado en el usuario” ya que “un equipo de clase mundial de científicos de datos trabaja en descubrir qué quiere ver y le ofrecemos exactamente eso”.

En todo caso, la opacidad sobre la naturaleza de su negocio principal esconde cifras espectaculares. Según Alexa, PornHub ocupa el puesto 35 en cuanto a sitios más visitados del mundo. Apenas tres lugares por detrás aparece XVideos. Esas son solo las dos propiedades más destacadas de un enorme abanico de webs para adultos que prácticamente dan a Mindgeek una posición cercana al monopolio sobre el negocio. Este logro es fruto de una ambiciosa secuencia de compras que se remonta a 2006.

Webs pornográficas más populares de MindGeek

pornhub.com

XVideos.com

redtube.com

youporn.com

tube8.com

brazzers.com

pornmd.com

thumbzilla.com

realitykings.com

mydirtyhobby.com

seancody.com

men.com

digitalplayground.com

mofos.com

babes.com

gaytube.com

twistys.com

peeperz.com

sextube.com

porniq.com

webcams.com

Dos nombres para un mismo negocio

Fabian Thylman Fabian Thylmann, fundador de lo que ahora es MindGeek

MindGeek (en inglés significa algo así como “mente friki” o “mente de genio”) no siempre se llamó así. De hecho, ese es su nombre desde 2013, año en el que abandonó la empresa su fundador, Fabian Thylmann. Este programador y hombre de negocios alemán había creado a finales de los 90 un exitoso software llamado NATS, que permitía trazar los clics a anuncios de cualquier web para que sus propietarios pudieran cobrar comisión por ello.

Este desarrollo fue especialmente útil para sitios pornográficos y Thylmann vio en ellos una oportunidad de negocio que decidió aprovechar. En 2006 vendió sus acciones de la empresa que gestionaba NATS y en los meses siguientes reinvirtió parte de las ganancias en comprar Privat Amateure, al que sumaría en años siguientes otras tres webs más. Según contaba Der Spiegel en 2012, Thylmann decía que había incrementado los beneficios de todas ellas en apenas tres meses, gracias a su obsesión por la eficiencia técnica en el inventario de anuncios.

PornHub ocupa el puesto 35 en cuanto a sitios más visitados del mundo. Apenas tres lugares por detrás aparece XVideos. Esas son solo las dos propiedades más destacadas de un enorme abanico de webs para adultos que prácticamente dan a MindGeek una posición cercana al monopolio sobre el negocio

Aquel fue el principio de Manwin, el nombre que dio a la compañía tras una nueva serie de compras en 2010 que incluían Pornhub, su sitio más puntero en tráfico. La adquisición de la empresa canadiense que entonces era propietaria de esa y otras webs fue un proceso largo y con unas condiciones de venta delicadas. El comprador pagaba una parte al comienzo y el resto en 16 plazos. Si se retrasaba en alguno de ellos, la empresa volvía automáticamente a manos del vendedor.

Tras esa operación, Thylmann se convenció de que necesitaba una estructura financiera sólida para garantizar el crecimiento, y eso es lo que luego le permitió acceder a un préstamo de en torno a 360 millones de dólares, con el que compró YouPorn y otras empresas en meses posteriores. Manwin consiguió además un acuerdo para manejar la marca online de Playboy.

Nace MindGeek y empieza el lavado de cara

Istock 515679226

Pero en 2012 las cosas se complicaron para Thylmann, que fue encausado por evasión de impuestos y extraditado por ello desde Bélgica a Alemania. Y en octubre de 2013 vendió sus acciones de la empresa a los gestores que él mismo había incorporado: Ferras Antoon (CEO) y David Tassillo (COO). Poco antes de la salida de Thylmann, con motivo de la apertura de la oficina en Dublín, una portavoz había declarado al Irish Independent que la futura MindGeek era “uno de los cinco mayores consumidores de banda ancha del mundo”.

Esa venta significó el cambio del nombre de la empresa al actual y un cambio progresivo de estrategia para ampliar el perímetro de actividades más allá de la pornografía. Aunque continuaron las compras de sitios para adultos que han servido para consolidar y diversificar la mayor oferta de la red, la compañía empezó a cultivar la imagen que actualmente la distancia de su negocio principal.

Una portavoz había declarado al Irish Independent que la futura MindGeek era “uno de los cinco mayores consumidores de banda ancha del mundo"

Sobre esto último, MindGeek no facilita datos que puedan contextualizar el peso de las actividades por las que prefiere ser conocida en la actualidad. “Como empresa privada, no detallamos información financiera públicamente”, dice Dunn.

El porno que llega de Montreal

mindgeek

Lo que sí se sabe es que MindGeek tiene una plantilla compuesta por más de 1.000 empleados y de ellos en torno al 80% trabaja desde Montreal, una de sus siete oficinas fuera de Luxemburgo, considerado paraíso fiscal hasta 2015. Esto también se explica por la anteriormente mencionada compra de la canadiense Mansef en 2010. Ese paquete incluía Brazzers, una compañía de producción pornográfica que ofrece contenidos prácticamente para cada preferencia sexual. Un reportaje de 2015 de Cult Montreal calificaba a esta ciudad como la tercera productora de porno del mundo, tras Los Angeles y Amsterdam.

Sin embargo, el papel de MindGeek ha sido objeto de estudio y de debate. La generalización de internet extendió el modelo del contenido gratuito acompañado de publicidad y eso a su vez provocó un redimensionamiento del sector a la baja. Las dificultades de algunas de estas empresas posibilitaron que MindGeek las comprara a buen precio.

Uno de sus mayores críticos es Mike South. Fue actor porno y desde hace años escribe acerca de la industria en un blog muy influyente dentro del sector. Entrevistado por Slate, contaba en 2014 que MindGeek era propietaria en esos momentos de 8 de los 10 sitios para adultos más visitados de la red, en los que además se podía ver contenido pirateado de forma gratuita. Indicaba que, como consecuencia, había caído en un 75% la producción de películas pornográficas y un 50% la venta de DVDs.

Dispondrá en breve de todo un arsenal de datos sobre sus usuarios, ya que prepara un sistema de registro para garantizar que solo mayores de 18 años puedan acceder a sus contenidos en Reino Unido

“La red Pornhub toma todas las medidas razonables para evitar que el contenido pirateado llegue a cualquiera de sus sitios, que son escaneados continuamente para encontrar y retirar lo que no esté autorizado”, responde Dunn a estas acusaciones. La portavoz de MindGeek explica que la compañía ayuda a monetizar a los creadores de tres formas: compra de derechos; acuerdos estratégicos para monetizar o enviar tráfico a la web del autor; y contenido generado por usuarios, ya sea pornografía casera o piezas que estos suban después de haberlas visto y descargado en algún sitio.

MindGeek tiene su propia red de publicidad display, llamada Traffic Junk, y explota a través de ella los millones de impresiones y minutos de visualización de vídeo que suman sus propiedades. Además dispondrá en breve de todo un arsenal de datos sobre sus usuarios, ya que prepara un sistema de registro para garantizar que solo mayores de 18 años puedan acceder a sus contenidos en Reino Unido. La consecuencia puede ser un mayor precio de sus anuncios, ya que podrá ofrecer a los anunciantes una mayor segmentación.

Foto | iStock

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio