Compartir
Publicidad
Nueve meses usando el iPhone X: esto es lo que recomendaría a Apple mejorar de cara al iPhone 11
Móviles

Nueve meses usando el iPhone X: esto es lo que recomendaría a Apple mejorar de cara al iPhone 11

Publicidad
Publicidad

A solo un par de meses de que Apple presente una nueva generación de iPhone, toca echar la vista atrás y analizar lo que el día a día durante más de 9 meses con el iPhone X ha supuesto para mi y también para otros usuarios del iPhone X desde prácticamente su lanzamiento.

En todo este tiempo hemos podido madurar las novedades del iPhone X pero también lo que, según nosotros, Apple podría mejorar en el futuro iPhone 11.

iPhone X: regreso al cristal para lo bueno y lo malo

Tras 10 años con un diseño que prácticamente no había variado en su esencia, el iPhone X que Apple presentó hace ya casi un año supuso un giro importante en muchos aspectos, desde el diseño hasta sobre todo el manejo del iPhone.

Lo más significativo en el diseño de este iPhone X es la reducción de marcos y la eliminación del botón de inicio, dos símbolos del “iPhone de siempre” que, sin hacerle perder identidad, cambiaban la apariencia del teléfono de Apple. ¿Suficientes cambios para un modelo conmemorativo de diez años?

Las novedades en el diseño del iPhone X a mi personalmente no me afectan en el uso del teléfono o la impresión sobre él, pero para usuarios como Jorge Redondo, estilista y profesionalmente dedicado al mundo de la moda, esa falta de novedades sorprendentes y el poco cambio entre generaciones, es algo a mejorar por Apple y que espera para el futuro nuevo iPhone.

Más importante me parece el acabado en cristal del equipo. En un terminal de más de 1000 euros, la fragilidad que transmite el iPhone X, como prácticamente la totalidad de equipos que renuncian al metal en la trasera, supone una tensión que algunos usuarios llevamos mejor que otros.

Iphone X Tras 9 Meses De Uso Xataka La apariencia, aunque manteniendo algunos símbolos, ha cambiado bastante

En mi caso, salvo el primer mes de uso, el resto del tiempo he llevado siempre el iPhone X sin funda alguna, lo que a día de hoy se ha traducido en una parte trasera impecable salvo por un pequeño roce. Debo indicar que con el smartphone soy bastante metódico a la hora de llevar cuidado con dónde lo dejo o coloco, así como en el trato diario. Pero admito que, sin llegar a ser un equipo especialmente resbaldizo, los sustos por caídas o tentativas de ellas me han provocado más de uno y dos amagos de parada cardíaca.

María González, directora de Xataka y usuaria de iPhone X desde su lanzamiento, también es de las avetureras a las que lo de llevar funda no les gusta hasta que se ven obligadas a ello. ¿Por qué?

"Tras una caída limpia desde poco más de medio metro (sobre una acera eso sí), el cristal trasero se rajó. Y luego peor todavía, la reparación: me comentaron en la tienda oficial que costaría entre 600 y 700 euros, no recuerdo exactamente la cifra. Así que ahora mismo lo llevo con funda (y roto)"

Está claro que su experiencia con la resistencia de los terminales de Apple no es su punto fuerte pues recordemos su bendgate con el iPhone 6, que nos contó de primera mano.

Apple, no toques el tamaño salvo en anchura

De forma más general, lo que el iPhone X ha ganado a nivel de diseño los usuarios lo apreciamos básicamente en el tamaño. Los modelos no Plus ofrecen una diagonal para mi muy escasa si eres usuario intensivo del smartphone, mientras que las versiones Plus, por el diseño con marcos y el botón de inicio, los hace terminales enormes para un manejo y portabilidad de diario.

El gran acierto del iPhone X: "haber vuelto a un tamaño de smarpthone más razonable sin renunciar a una pantalla generosa"

En todos estos meses de uso, el tamaño del iPhone X ha sido para mi la gran “funcionalidad” del teléfono en mi día a día. Para la mayoría de los usuarios de iPhone X a los que hemos preguntado, también. Manolo García, editor de Compradicción y administrativo, no dudó en su respuesta cuando le preguntamos por el gran acierto del iPhone X para él: “el haber vuelto a un tamaño de smartphone más razonable sin renunciar a una pantalla generosa”

Tamano Pantalla Iphone X

Este avance importante a nivel de diseño del iPhone X está por ver si se mantiene en el futuro iPhone 11 (o el que llegue). Si lo hace, hay una serie de mejoras que, tras estos más de 9 meses usándolo, usuarios intensivos del terminal pediríamos. La más repetida tiene que ver con la adopción de un formato menos alargado, como resume Manolo García: “Me conformaría con una vuelta a la pantalla ligeramente más ancha y el tener otra vez el modo apaisado de los modelos Plus que hemos perdido en el X”

En todo caso, si Apple mantiene la reducción de marcos, que el próximo iPhone aumente su diagonal no acaba de estar mal visto. Yo tengo mis dudas porque no quiero sacrificar comodidad de uso, como María ("Venía de un iPhone 6 y con el iPhone X tengo mucha más batería y mucha mejor cámara sin tener que irme a un modelo Plus mucho más grande") pero otros usuarios como Cristian García no dudaría.

“Aunque el tamaño es el ideal para su uso, llevarlo en la mano y poder utilizarlo con una sola, sigo echando de menos más ancho de pantalla, y sacrificaría esa comodidad de uso por una pantalla mayor”

Los gestos al poder

La pérdida del botón de inicio en el iPhone X planteaba una serie de incógnitas respecto al manejo de iOS. Sin embargo ha sido la evolución de mejor acogida entre los usuarios.

Gestos Iphone X

Para mi los gestos son ya algo natural y que trato de hacer de manera intuitiva en cada terminal que cae en mis manos. O en el iPad Pro que también uso a diario. Ninguna queja al respecto ni de mi lado ni del de los usuarios con los que he podido hablar. Cristian García comparte mis sensaciones: "una vez te has acostumbrado no quieres volver atrás"

La experiencia, como me cuenta Jose Jacas, Motion Designer en Blizzard, es plenamente satisfactoria en conjunción con la calidad de la pantalla del iPhone X, y nadie echa realmente de menos el botón de inicio.

“El nivel de inmersión en la interfaz que aportan los gestos no lo he tenido con ningún otro dispositivo. La sensación de estar manipulando directamente la interfaz con los dedos en lugar de estar pulsando botones abstractos es genial. La ausencia de marcos amplifica esta sensación”

Con la reciente presentación de iOS 12 y la mejora en las notificaciones, la gran asignatura pendiente para mi de iOS, entre los usuarios del iPhone X reina la calma a nivel de sistema operativo.

Las demandas ya son más personalizadas y concretas, como la de Jose Jacas con Siri, cuya experiencia tiene clara:

“Siri sigue siendo bastante desastroso. Solamente lo uso para recordatorios y temporizadores, pero claramente debería ser bastante más potente de lo que es comparado con Google Assistant“

Face ID: lo más diferenciador es también lo más mejorable

Mi experiencia en estos meses con el iPhone X y su FaceID no ha variado mucho de lo que comenté en nuestra prueba tras un mes de uso. En ese periodo ya comenté que a pesar de ser rápido, FaceID no acababa de funcionar de manera ideal al menos en mi caso. Dependía demasiado del entorno, de las circunstancias fuera de nuestro control … y eso acababa por desesperarme. Luego he probado sistemas que combinan identificación facial con huella y me han convencido más. Sé que reducir marcos y mantener el lector sin ponerlo en la parte trasera es complicado, pero echo de menos el lector de huellas.

"Para haberlo vendido como algo inmensamente superior, sigue habiendo muchos casos en los que Touch ID habría funcionado mejor"

Siguiendo el consejo de varios usuarios a los que les funcionaba mejor que a mi, arranqué desde cero la experiencia, volví a realizar otra configuración del rostro y efectivamente pareció mejorar. Pero, más de 10 meses después sigo con la idea de que FaceID no ha hecho que el desbloqueo del iPhone sea mejor que con TouchID. Con la huella tenía que introducir muchas menos veces el código que lo que lo hago en la actualidad. Y no soy el único.

Face Id Iphone X

José Jacas, también con el iPhone X desde su lanzamiento, comparte impresiones respecto a FaceID en el iPhone X. Es su gran pega al terminal de Apple después de todos estos meses usándolo a diario.

“Con el tiempo me ha hecho echar de menos Touch ID. Todos los días tengo que introducir el código al menos 3 o 4 veces porque no me ha detectado bien la cara. Para haberlo vendido como algo inmensamente superior, sigue habiendo muchos casos en los que Touch ID habría funcionado mejor”

La experiencia con Face ID es bastante irregular, al menos en mi entorno. Preguntados por ejemplo Javier Lacort, compañero de Xataka, o Cristian García, usuario convencido del iPhone, ambos se muestran muy satisfechos de lo que el reconocimiento facial del iPhone X ha conseguido en su día a día.

En el caso de Lacort, la transparencia y “diversión” de FaceID lo ha conquistado.

“Con los primeros iPhone no usaba código de desbloqueo, así que para ir a la pantalla de inicio solo tenía que deslizar. Era divertido y rápido. Luego pasé al anodino código de desbloqueo hasta que llegó Touch ID, que era mucho mejor pero seguía sin ser tan rápido y divertido como cuando solo había que deslizar (pero mucho más seguro, claro). Face ID es aún más seguro que Touch ID, pero tan divertido como en aquellos primeros iPhone sin proteger. Solo he de deslizar, la autenticación se hace sin que yo tenga que hacer nada, ni siquiera poner la yema del dedo en un lugar concreto”

Pese a este entusiasmo, FaceID tiene margen de mejora. Y en eso coincidimos tanto los que no nos parece mejor que TouchID como quien está bastante satisfecho con FaceID. María, por ejemplo, echa de menos algo más de velocidad reconociendo su cara, características que apunta que otros terminales analizados este año, como el Huawei P20 Pro, hacen mejor que Apple.

El gran reto para el iPhone 11, si mantiene un sistema facial en exclusiva, es resultar eficaz y cómodo en cualquier situación, algo que para Cristian no ha llegado todavía en el iPhone X.

“Para mi lo peor es que el FaceID no te reconozca en horizontal o cuando está posado sobre la mesa. Esto te obliga a colocarlo en vertical o asomarte muy encima para entrar al teléfono. Se hace tan fácil desbloquear un iPhone X que cuando se dan esas circunstancias es realmente un incordio”

La cámara del iPhone X: un elemento crítico a mejorar

Entre los usuarios de iPhone X más relacionados con la tecnología y acostumbrados o con oportunidad de valorar el rendimiento de la cámara de otros terminales de gama alta, como es mi caso, el de María, Lacort o Jose Jacas, tenemos un punto de partida en común: la cámara del iPhone X se ha quedado algo atrás respecto a la competencia.

"Aunque en general la cámara del iPhone X sigue estando entre mis favoritas del mercado, ya no está tan por delante de la competencia como en años anteriores"

Si bien sigue siendo una cámara interesante, divertida de usar y con la que con muy poco se consiguen buenas fotos, es seguramente el elemento que, por importancia y uso, más necesita mejorar.

Es curiosamente cuando la comparas con los modelos de referencia, y ahí tanto Huawei como especialmente Google con sus Pixel marcan ahora el ritmo, cuando surgen las dudas pese a que, como nos cuenta Javier Lacort, la experiencia sigue siendo muy válida … pero …

Imagen Iphoen X 2

“Estoy muy contento con sus cámaras, pero cuando ves lo que hace un Pixel 2 XL sí te planteas que las fotos nocturnas o incluso el modo Retrato podrían ir más allá”

José Jacas da en la clave de los dos grandes focos de mejora para el futuro iPhone 11: rango dinámico y modo retrato.

“El modo retrato con la cámara frontal es nefasto y la evaluación de exposición en ambas cámaras se queda muy atrás de terminales como el Pixel 2. Hace falta un sistema más completo de HDR automático parecido al de Google; algo que realmente convierta la experiencia de fotografía en "point and click". Ahora mismo en muchas situaciones tengo que perder varios segundos haciendo ajustes de exposición para asegurarme de que las fotos tienen buen rango dinámico. Aunque en general la cámara del iPhone X sigue estando entre mis favoritas del mercado, ya no está tan por delante de la competencia como en años anteriores”

No vendría mal un repaso al tema de la batería

Aunque como usuarios intensivos uno nunca puede decir que no a un aumento de batería (“Si le meten un extra de batería, pues tampoco me voy a quejar” , propuesta de María), en términos globales la autonomía del iPhone X entra dentro de lo esperado por capacidad y posibilidades.

Iphone X Bateria A Mejorar

Otra cosa es lo que Apple cuida el apartado de carga. En un terminal de más de 1000 euros, no soy al único que le sorprende el cargador de serie que trae el iPhone X. Admitimos barco como animal de compañía en el sentido de que no traiga de serie cargador inalámbrico, pero queremos más. Y Lacort está conmigo.

“Me gustaría que el cargador que viene en la caja sea el que te cuesta en total 88 euros hoy, con USB-C  y de al menos 18 W” 

Un elemento tan crítico como el cargador de un iPhone, que con el de serie tarda una barbaridad en cargarse, nos gustaría que fuera el de referencia para aprovechar todo su potencia, y que ello no suponga, como hasta ahora, un pago extra nada desdeñable.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos