Compartir
Publicidad

La cara y la cruz de la IA: el PIB mundial aumentaría en 15,7 billones, pero el 52% de los empleos españoles serían automatizables

La cara y la cruz de la IA: el PIB mundial aumentaría en 15,7 billones, pero el 52% de los empleos españoles serían automatizables
41 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una gran parte de la población aún tiende a pensar que los debates en torno a la inteligencia artificial son meros futuribles, quizá interesantes, pero aún situados en el campo de la ciencia ficción. Puede que piensen eso incluso si llevan la IA en el bolsillo, dentro de su móvil inteligente.

Pero no son ciencia-ficción, por ejemplo, los 2 billones de dólares que la IA aportó el pasado 2018 al PIB mundial, según el último informe publicado por la consultora PwC. En gran parte, dicha cifra se debe al uso de los "asistentes digitales, los chatbots y el aprendizaje automático, entre otros".

Calibrando la recompensa de la IA

Éste, titulado "Sizing the prize" ("Calibrando la recompensa", en inglés), lleva a cabo un "análisis detallado del impacto de la IA en los negocios". Y ese análisis detallado les ha llevado a hacer una predicción:

"La investigación de PwC muestra que el PIB global podría ser hasta un 14% mayor en 2030 como resultado de la IA, lo que se traduciría en 15,7 billones de dólares adicionales, convirtiendo a la inteligencia artificial en la mayor oportunidad comercial de la cambiante economía actual".

Según sostiene el informe, el impacto económico de la IA llegará de la mano, preferentemente, de:

  • Las ganancias en la productividad de aquellas empresas que automaticen sus procesos (mediante el uso de robots y vehículos autónomos).

  • Las ganancias de productividad de las empresas que aumentan su fuerza laboral recurriendo a tecnologías de IA (inteligencia asistida y aumentada).

  • El aumento de la demanda de los consumidores como resultado de la disponibilidad de productos y servicios mejorados, personalizados o de mayor calidad.

Andrew Ng, director del laboratorio de Inteligencia Artificial de la Univ. de Stanford y fundador de Coursera, dijo en una ocasión que "la IA es la nueva electricidad: no puedo imaginar una industria que no sea transformada por la inteligencia artificial".

Y, efectivamente, todas las industrias y países se verán transformados por la IA, pero no lo serán en la misma medida, ni las ganancias se repartirán tampoco igual. Según PwC,

"Es probable que las mayores ganancias de la IA vayan a parar a China (aumentando su PIB hasta un 26% en 2030) y a Norteamérica (con un aumento potencial del 14,5%). Las mayores ganancias se darán en el comercio minorista, los servicios financieros y la atención médica, ya que la IA aumenta la productividad, la calidad del producto y el consumo".

¿Qué será de España? Perderemos la mitad de nuestros empleos

Cabe destacar que ambas superpotencias coparán 6,3 billones del aumento previsto de 15,7. ¿Qué será entonces de Europa? Pues bien, PwC divide el continente en dos bloques, Norte y Sur, y vaticina para el primero un aumento del 9,9% del PIB (1,8 billones) y para el segundo (donde se sitúa España) del 11,5% (0,7 billones).

Pero, paralelamente a PwC, también la OCDE publicaba ayer un informe ("How’s Life in the Digital Age? Opportunities and Risks of the Digital Transformation for People’s Well-being") analizando el impacto económico de la IA. Sólo que, en este caso, la atención no se centra en el PIB, sino en el bienestar de las personas y, más concretamente, en su repercusión sobre el empleo.

Y los datos no son demasiado alentadores. En la siguiente infografía, elaborada por los expertos de Statista a partir de los datos del informe, se visibiliza que, en España, más de la mitad de los puestos de trabajo podrían desaparecer a medio plazo debido a la automatización.

Infografía: Más de la mitad de los empleos en España, en riesgo por la automatización | Statista

Peor aún: la proporción de empleos que los españoles perderían a manos de las máquinas es bastante superior a la media de los estados de la OCDE.

En total, hasta el 52% de los puestos de trabajo de nuestro país podrían desaparecer debido a la llegada de los robots al mercado laboral, 22% de ellos con "alto riesgo" de ser automatizados (frente al 46% de media en la OCDE) y un 30% con "riesgo significativo".

Bien es cierto que habría hasta 5 países de la OCDE cuya pérdida de empleos superaría a la española: Eslovaquia (64%), Turquía (60%), Grecia (59%), Alemania (sorprendentemente, con un 54%) y Chile (53%).

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio