Publicidad

Vuelve la gota fría con lluvias de hasta 200 l/m2: es hora de reconocer que las DANAs no se van a ir y actuar en consecuencia

Vuelve la gota fría con lluvias de hasta 200 l/m2: es hora de reconocer que las DANAs no se van a ir y actuar en consecuencia
34 comentarios

Publicidad

Publicidad

Durante el fin de semana, entró en la Península "una masa de aire atlántico, fresco y húmedo" que ha ido dejando precipitaciones y bajadas de temperatura sobre todo en el interior y el noreste del país. Sin embargo, el "mambo meteorológico" se esperaba para el principio de la semana.

Si las previsiones son correctas, una gota fría (o, como las conocemos ahora, DANA) se situará sobre el sureste de la Península a lo largo del día de hoy y se dejará notar hasta el miércoles en Baleares, el norte de la Comunidad Valenciana y Cataluña. La temporada de DANAS está viento en popa y a toda vela.

Aunque en las últimas horas parece que la situación no va a ser tan violenta como se esperaba, la Aemet ha elevado la alerta climatológica a nivel naranja y espera, entre el lunes y el jueves, más de 200 litros por metro cuadrado en la provincia de Castellón.

La temporada de DANAs en vivo y en directo

Ehzmkfrxkaal5jk

Todos los años, entre el 1 de junio y el 30 de noviembre, se desarrolla la "temporada de huracanes" en el Atlántico. De media entre 1981 y 2010, una de estas temporadas incluía doce tormentas tropicales, seis huracanes y tres huracanes mayores. Hay variaciones de año a año, pero es un manera muy efectiva de hacer patente que en amplias regiones del Atlántico, el Caribe y América del Norte los huracanes y tormentas tropicales forman parte de la vida cotidiana.

Y lo cierto es que bien nos vendría hacer algo parecido. Una gota fría no deja de ser el resultado del choque entre un frente de aire polar frío que avanza lentamente sobre Europa occidental a gran altura y una masa de aire cálido y húmedo. Un resultado que se experimenta en forma de intensas precipitaciones y fuertes vientos. Se pueden ver en muchos lados, pero la cuenca mediterránea por sus características geográficas es una fábrica natural de DANAs.

Por eso, independientemente de si el cambio climático está haciendo que los eventos meteorológicos extremos sean más frecuentes e intensos, no sería mala idea de empezar a hablar de forma recurrente de la temporada de DANAs en el Mediterráneo. Así, al menos, la opinión pública tendrá un recurso para que las gotas frías no nos pillen desprevenidos.

Imagen | Johannes Plenio

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir