De Umbrella al fin del mundo zombi: todas las películas de 'Resident Evil' de peor a mejor

De Umbrella al fin del mundo zombi: todas las películas de 'Resident Evil' de peor a mejor
18 comentarios

Las adaptaciones cinematográficas de 'Resident Evil' tienen tantos detractores como fans tienen los videojuegos. Suelen ponerse como ejemplo de saga que no tiene nada que ver con los originales y es cierto, tienen bien poco en común, pero digámoslo ya, nos lo quitamos de enmedio y podemos pasar a otra cosa: todo lo chapuceras que son como relecturas estrictas y fieles de la saga de Capcom, son divertidas como propuestas independientes y con un universo propio.

Son seis películas (y la reciente y comercialmente fallida 'Resident Evil: Bienvenidos a Raccoon City') que solo proponen diversión sin prejuicios y una trama que se va continuando y que sus responsables no se esfuerzan demasiado en que tenga mucha coherencia. Influidas más por 'Matrix' que por los survival horrors originales, son películas desvergonzadas, comerciales, orgullosamente estúpidas y muy divertidas.

Las hemos ordenado de peor a mejor (dejando fuera las de animación, que son bastante bajoneras y no tienen demasiado interés) a la espera de la llegada de la nueva serie de Netflix, que parece ir en una dirección completamente nueva. Hasta entonces, estas es nuestra adorada franquicia cinematográfica de 'Resident Evil' en escala ascendente de calidad. Go, Alice, go!!

7- 'Resident Evil: Extinción' (2007) 

Que hayamos puesto la tercera entrega de la serie en la cola de esta lista no quiere decir, ni remotamente, que sea una mala película. Es una adaptación muy competente del estilo 'Mad Max' a las posibilidades de 'Resident Evil', y  viene firmada por el sólido Russel Mulcahy, que ya en los ochenta andaba dirigiendo videoclips para las bandas más importantes del mundo y éxitos como 'Los inmortales'.

Aquí, el fin del mundo después de que el virus de Umbrella se haya expandido y haya liquidado a gran parte de la humanidad ya ha tenido lugar, y Alice se une a una caravana de vehículos que circulan en dirección a Alaska. El conjunto no es tan brillante como otras películas de la franquicia por la ausencia de disparates tecnológicos y los escenarios menos jugosos (aunque Las Vegas), pero momentos gloriosos como la presentación de los clones de Alice, pura filosofía-basura de videojuego, bien valen el viaje.

6- 'Resident Evil: Apocalipsis' (2004)

En mi recuerdo, 'Resident Evil 2' era la más floja de las películas de la saga, pero revisarla para este artículo me lo ha hecho reconsiderar: es una película que aún va algo lastrada por su dependencia de los videojuegos (aunque ese Nemesis que no tiene ningún sentido ni justificación es una gozada, pura prótesis bio-freak), pero que ya empieza a exhibir la filosofía de la franquicia de pisar el acelerador y no mirar atrás. Al final, es todo diversión desvergonzada y sin mucho sentido y funciona, como todas las películas de la serie, como un tiro.

Aquí, tras los sucesos de la primera parte, tenemos a Alice intentando escapar de Raccoon City antes de que estalle la bomba nuclear que dejará el resto de los escenarios de la saga como un solar, en un homenaje sinvergüenza a '1997: Rescate en Nueva York'. Hay secuencias brillantes, como el asalto a la iglesia, y sobre todo, representa el momento en el que la saga de películas se da cuenta, alrededor de la segunda mitad de ésta, cuando Alice toma el protagonismo absoluto, que aquí a lo que hemos venido es a divertirnos, y reina la insensatez total, que ya no abandonará la saga.

5- 'Resident Evil: Capítulo final' (2016)

Aunque, por desgracia, el cierre de la saga no alcanzó las cotas de absoluta demencia de la quinta entrega, esta sexta y última parte de las peripecias de Alice brilló lo suficientemente alto como para no resultar del todo decepcionante. Con la estética y el ritmo de la saga ya absolutamente establecidos, y totalmente continuista con lo que hemos ido viendo desde la cuarta parte, esta entrega fue un dignísimo colofón para la indómita serie.

Ya completamente distanciada de los videojuegos, de hecho, veremos la aparición de criaturas gigantes que casi convierten al divertidísimo nuevo proyecto de Anderson & Jovovich, 'Monster Hunter', en una secuela apócrifa de 'Resident Evil'. En cualquier caso, aquí veremos a Alice volver a la Colmena para acabar de una vez por todas con Umbrella, en una curiosa reformulación de todos los villanos históricos de la saga (y sus clones) y cuyo único pecado es no ser tan brutalmente verbenera como la quinta parte.

4- 'Resident Evil: Ultratumba' (2010)

Un excelente aperitivo para la extraordinaria quinta parte, y que aquí, ya en su tramo final, nos presenta esa estética aséptica y de laboratorio farmaceutico que identificamos con lo mejor y más glorioso de la franquicia. Pero antes, Alice se accidenta con un avión en una prisión donde hay un grupo de supervivientes que intentarán escapar de allí como sea.

El mejor y más variado grupo de personajes de la serie da pie a algunas notabilísimas secuencias de acción (el fantástico combate en las duchas de la prisión contra un mutante cuya justificación es, casi literalmente, "viva Cartagena") y a un suspense muy conseguido. El resultado es una película que, por una parte, es aventura post-apocalíptica clasica, potente y familiar, y por otro entreabrir la puerta a la cosa demencial que nos espera en la siguiente entrega.

3- 'Resident Evil' (2002)

Por supuesto, el arranque de la saga y su aún hoy sorprendente mezcla de elementos completamente arbitrarios de los videojuegos y modas del momento (la acción tipo 'Matrix' en cabeza) puntúa alto en nuestra lista. Es un momento en el que la serie aún no ha encontrado del todo su identidad, pero eso la hace aún más caótica y divertida: zombis, laboratorios subterráneos, conspiraciones... y mansiones abandonadas, para que los fans de los videojuegos reconozcan algo.

Aquí Alice es todavía una mujer de extrañas habilidades para el combate y completamente amnésica, que se ve forzada a adentrarse en una base científica abandonada en compañía de un comando de operaciones especiales. Sorpresas constantes y sin sentido, muchísimos monstruos y decisiones arbitrarias (¡el traje de Alice! ¡la secuencia del pasillo con rayos!) en una película que hay que ver con mirada limpia y ganas de juerga.

2- 'Resident Evil: Bienvenidos a Raccoon City' (2021)

Uno de los fracasos más injustos de los últimos coletazos de la pandemia, con una película que encuentra una forma consistente de readaptar las líneas argumentales de los (reconozcámoslo, bastante inadaptables) videojuegos originales. Tenemos mansión, tenemos STARS, tenemos virus y tenemos experimentos, con una Umbrella más terrorífica y sádica que nunca.

Y al cocktail le añadimos infinidad de guiños, imágenes imborrables (ese camionero on fire), buenas dosis de body horror y ese saludable descontrol generalizado del que no parece poder escapar ninguna película basada en la franquicia. Por desgracia, es dudoso que lleguemos a ver nuevas secuelas de la saga en esta saludable nueva visión, así que habrá que esperar a la serie de Netflix para comprobar si hay esperanza para las versiones en imagen real de los desmanes de Umbrella o quedan como terreno definitivamente vedado a los experimentos que juegan a ser Dios.

1- 'Resident Evil: Venganza' (2012)

La cima de la serie está en esta absoluta sublimación del estilo de Paul W.S. Anderson que arranca con unos títulos de crédito a la inversa y acaba con un símbolo norteamericano vacío de significado sitiado por un catálogo de todos los monstruos de la saga. Con un diseño de producción que al fin se decide a rendir tributo al BDSM futurista de 'Aeon Flux' del que Anderson llevaba un tiempo bebiendo, 'Venganza' es quizás la quinta secuela más descontrolada de todos los tiempos. Signifique lo que signifique eso.

La película se permite también jugar con realidades artificiales y recuerdos implantados, y con unos deliciosos guiños al cine de zombis reciente (que tanto le debe, por cierto, a la primera 'Resident Evil'), funciona también como película de infectados al uso. De sorpresa en sorpresa, la película tiene también algunas de las mejores secuencias de acción de la franquicia y una total y muy saludable falta de respeto a los fans de los videojuegos. Así es la vida: el fan-service también funciona en la dirección contraria.  

Temas
Inicio