Publicidad

El aumento de suscriptores de Netflix se frena después de las espectaculares cifras de 2020 (y la pandemia vuelve a tener la culpa)

El aumento de suscriptores de Netflix se frena después de las espectaculares cifras de 2020 (y la pandemia vuelve a tener la culpa)
20 comentarios

Dicho así puede sonar un poco frívolo, pero los datos acompañan: el espectacular aumento de suscripciones de Netflix en 2020 puede achacarse, en buena medida, a los efectos de la pandemia y el confinamiento. Hemos consumido más audiovisual en casa, y sin duda, Netflix ha sacado partido de ello. Y ahora que poco a poco vamos asomándonos a un final de la crisis con el incremento de las vacunaciones, el espectacular aumento de suscriptores se congela.

Así lo ha anunciado en los resultados financieros de su primer trimestre de 2021: Netflix ha incrementado el número de suscriptores globales en 3,98 millones (sumando un total de 207'4 millones). Este aumento del 13'6% queda muy por debajo de sus previsiones iniciales de ganar 6 millones de nuevos clientes. Debido a ello, ha reajustado sus previsiones para el segundo trimestre de 2021, en el que prevé tan solo 1 millón. Dentro de esa cantidad, Netflix destina un crecimiento prácticamente nulo para el continente americano: Estados Unidos, Canadá y Latinoamérica.

La compañía no tiene ningún problema en identificar la pandemia como origen de su crecimiento desbordante en 2020: "Creemos que el crecimiento de las afiliaciones de pago se ha ralentizado en 2021 debido al empuje del COVID-19 que se experimentó en 2020". Pero la pandemia ha tenido también su impacto en la producción de contenidos: el descenso de suscriptores lo achacan en la carta enviada a sus accionistas "a una agenda de contenidos más ligera en la primera mitad de este año, debido a los retrasos en la producción de COVID-19".

Más inversión en producción propia en 2021

Para amortiguar la bajada de suscripciones, la compañía va a incrementar la cantidad de dinero que destina a producción propia: 17.000 millones de dólares en contenido, que suponen una notable subida  con respecto a los 11.800 millones del año pasado. Es un aumento del 44%, y con ello pretenden contrarrestar los retrasos en rodajes debido a la pandemia y cumplir con su promesa reciente de un estreno semanal de producción propia.

Eso no quiere decir que las finanzas de Netflix estén cojeando: la compañía ha declarado ingresos de 7.160 millones de dólares, record trimestral que la sigue situando en cabeza de las plataformas de streaming. El último año ha visto la llegada de competidores muy potentes que han transformado el negocio de la distribución y producción de contenido, ya que Disney Plus, HBO Max o Peacock pertenecen a grandes conglomerados audiovisuales con un enorme poder a la hora de disparar nuevas tendencias en la industria.

Netflix ha declarado, no obstante, que no cree que la "intensidad de la competición" por hacerse con el mercado del streaming tenga que ver con este menor incremento de lo esperado en el número de suscriptores. Pero lo cierto es que tiene ante sí un desafío considerable para hacerse notar. Aunque hoy mismo ha anunciado que la cuarta temporada de 'Stranger Things' no llegará hasta 2022, lo cierto es que tiene unos cuantos productos de enorme peso para la segunda mitad del año: 'The Witcher', 'La casa de papel', y películas como 'Red Notice' o 'Don't Look Up', de las que aún apenas hay datos.

A nivel local, Netflix también quiere extender sus tentáculos todo lo que le sea posible. La inversión de Netflix España en contenido producido aquí y con difusión internacional, como anunciaron hace unas semanas, también da buena cuenta de sus intenciones de expansión. Si 2020 fue el año de la explosión del streaming, parece que 2021 será el de la inevitable lucha por la revalidación de liderazgos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio