Google Pixel Buds Pro, análisis: duro rival en la cancelación de ruido, casi sin competencia en autonomía
Análisis

Google Pixel Buds Pro, análisis: duro rival en la cancelación de ruido, casi sin competencia en autonomía

Con la llegada del móvil "barato" de Google, y la gran acogida de este Google Pixel 6a, la empresa actualizó su gama de auriculares con unos TWS dirigidos al segmento de mayor calidad, los Google Pixel Buds Pro. Con cancelación de ruido, diseñados para salirse de la tendencia habitual en este tipo de dispositivos y con unas características de sonido que, sobre el papel, prometían. Ha llegado el momento de comprobarlo.

He perdido la cuenta de todos los auriculares verdaderamente inalámbricos o TWS que han pasado por mis manos, la mayor parte de fabricantes de móviles se decidieron a sacar los suyos; que engrosaron como alternativa a las empresas habituales del segmento del audio. Entre mis favoritos, los Huawei FreeBuds Pro estaban en el top tres; con otro puesto en ese podio para los Apple AirPods Pro, los que habitualmente llevo encima. Desde que estoy probando los Google Pixel Buds Pro las tornas han cambiado.

Un vistazo a…
10 APLICACIONES de GOOGLE que PODRÍAN HABER TRIUNFADO

Ficha técnica de los Pixel Buds Pro

PIXEL BUDS PRO

Driver

Transductor de altavoz dinámico de 11 mm

Conectividad

Bluetooth 5.0

Conectividad multipunto

Resistencia

Auriculares: protección IPX4

Funda: protección IPX2

Sensores

Sensor de proximidad por infrarrojos

Acelerómetro y giroscopio con detección de movimiento

Autonomía

Auriculares: hasta 7 horas con ANC; hasta 11 horas sin ANC

Funda: hasta 20 horas con ANC; hasta 31 horas sin ANC

Otros

Cancelación de Ruido Activa

Modo Sonido Ambiente

Ecualizador de Volumen

Control táctil

Dimensiones y peso

Auricular: 22,33 x 22,03 x 23,72 mm; 6,2 g

Funda: 25 x 50 x 63,2 mm; 62,4 g

Precio

219 euros

Google Pixel Buds Pro - Auriculares inalámbricos - Auriculares Bluetooth - Coral

Diseño: algo difíciles de poner y con un agarre mejor del que parece

Google Pixel Buds Pro

Cuando abrí por primera vez la funda de transporte ya aprecié que Google había apostado por un diseño muy diferente de la tendencia que ha marcado Apple. Más cercanos a la familia Samsung Galaxy Buds, este nuevo modelo Pro de Google carece de bastón (igual que los Pixel Buds A anteriores) y se introducen en el oído quedando en línea con la oreja. Dado ese diseño, pensado para adaptarse al pabellón auditivo, los Pixel Buds Pro se resisten a salir del estuche.

Son algo difíciles de retirar de su funda y también algo difíciles de colocar en el sitio, he necesitado alguna vuelta para que terminaran colándose en el hueco del estuche. Y lo mismo ocurre a la hora de ponérmelos en el oído: las primeras veces tuve que tantear hasta que logré encontrarles la postura. Nada que sea problemático con la práctica.

El diseño de los Google Pixel Buds Pro facilita la escucha y la cancelación, pero no la interacción: son difíciles de poner y de guardar

Sufrí cierta sensación de que se cayeran, pero nada más allá de dicha sensación: los Pixel Buds Pro se ajustan mucho mejor de lo que parecen al oído. El dispositivo viene con tres pares de almohadillas con las que cubrir las necesidades de sujeción (en mi caso van perfectos con las más pequeñas). El aislamiento del exterior es muy bueno. Y ofrecen el detalle de color que Google acostumbra a incluir en sus dispositivos.

Google Pixel Buds Pro

Tanto la funda de transporte como los auriculares están fabricados en plástico. Ofrecen protección contra salpicaduras (certificación IPX4 en el caso de los auriculares e IPX2 para la funda) y permiten su uso durante las prácticas deportivas. Eso sí, no los recomendaría para salir a correr, por ejemplo (tampoco el resto de auriculares TWS): el riesgo a caerse está demasiado presente. No me ha pasado nunca durante la prueba (aunque sí he sufrido la falsa sensación de caerse).

Sonido: excelente y con un refuerzo de bajos ajustado

Google Pixel Buds Pro

Dado que son inalámbricos, los Google Pixel Buds Pro se comunican con los teléfonos haciendo uso del Bluetooth. En los auriculares utilizan el Bluetooth 5.0, disponen de sonido multipunto (pueden conectarse a dos dispositivos a la vez para cambiar el audio entre uno u otro; se activa en la aplicación Pixel Buds) e incluyen un ecualizador de volumen por software para equilibrar las frecuencias en niveles bajos.

Google Pixel Buds Pro
Izquierda, Apple AirPods Pro; derecha, Google Pixel Buds Pro

Una de las pegas que les encuentro es la incompatibilidad con los protocolos de audio Bluetooth de Qualcomm, los aptX. Los Google Pixel Buds Pro "sólo" incluyen compatibilidad con SBC y AAC; sin que esto merme la calidad, tanto usándolos con Android como con iPhone (u otros dispositivos). Aparte de aptX, no estaría de más que Google hubiese incluido LDAC para poner más énfasis en el audio Hi-Res.

Google Pixel Buds Pro
El iPhone detectó que la intensidad máxima de sonido alcanza los 98 dB

En cuanto a la calidad, he encontrado que el audio de los Google Pixel Buds Pro está a un excelente nivel, de los mejores que he probado en unos auriculares TWS. Muy equilibrado, cargado de matices, sin estridencias incluso a un volumen generoso y con un nivel de volumen que, sin ser excesivamente alto, es más que suficiente para cualquier situación (la cancelación de ruido ayuda a que no se necesite subirlo tanto). El refuerzo de bajos me ha gustado especialmente: no se hace exagerado y actúa con una precisión perfecta.

A la hora de hacer y recibir llamadas utilizando los auriculares, los Pixel Buds Pro ofrecen un audio nítido y una cancelación de ruido durante la comunicación excelente: he probado a llamar en el entorno ruidoso de un bar y la persona del otro lado sólo escuchaba mi voz. A veces he tenido que elevarla un poco para que me oyera correctamente.

Cancelación de ruido: eficaz, aunque no sorprendente

El diseño me ha parecido acertado dentro de lo peculiar, Google logra que los Pixel Buds Pro no se muevan una vez puestos; al tiempo que favorecen el aislamiento del exterior. Esto en cuanto cancelación de ruido pasiva, que los auriculares también ofrecen muy buena cancelación de ruido activa (ANC).

Google Pixel Buds Pro
Ajustes de los Pisel Buds Pro en la app Android Pixel Buds

He notado la cancelación de ruido de buena calidad, aunque no tan eficiente como la de los AirPods Pro o Huawei Free Buds Pro 2, por ejemplo. Según pruebas realizadas por SoundGuys, el ANC de los Pixel Buds Pro obtiene entre 12 y 35 dB de cancelación, una cifra aceptable para disminuir en gran medida las molestias de una habitación ruidosa o el sonido de los aspiradores. Bajo mi experiencia, la cancelación podría ser más profunda; aunque también es cierto que Google logra una alta calidad de sonido incluso cuando más ruido está cancelando.

Los Google Pixel Buds Pro ofrecen tres modos diferentes de ANC:

  • Cancelación de ruido. Los auriculares eliminan el ruido externo en la medida de lo posible.
  • Transparencia o sonido ambiente. El ruido se sigue cancelando, pero los auriculares dejan pasar las conversaciones y cualquier otro sonido que pueda ser relevante para el usuario.
  • Cancelación de ruido desactivada. Poco más que decir, el ANC deja de funcionar.

Cada vez que se cambia el modo de cancelación los auriculares emiten un pitido para confirmar dicho cambio. El ajuste puede realizarse desde la app Pixel Buds en el caso de los móviles Android, usando a Google Assistant ("Ok, Google, activa la cancelación de ruido") o mediante gestos en el auricular (manteniendo pulsado). De los gestos hablaré justo ahora.

El modo transparencia o sonido ambiente amortigua los ruidos manteniendo las conversaciones cercanas. Y sin machacar la calidad del audio: Google logra la misma nitidez que durante el ANC completo, no se escuchan estridencias ni tonos metálicos. Este modo ambiente permite mantener una conversación sin perder el ritmo de la música; siempre teniendo en cuenta que por encima de la mitad de volumen será complicado escuchar a la otra persona con claridad (y sin que grite). Por comparar, los AirPods Pro logran resaltar en mayor medida las conversaciones, aunque a costa de perder algo de calidad en el audio.

Experiencia de uso: mucho mejor en Android que en iOS

Google Pixel Buds Pro
Los Google Pixel Buds Pro y el Google Pixel 6

No me he encontrado con problemas a la hora de emparejarlos con mis teléfonos y ordenador, aunque sí es verdad que en Android es notablemente más sencillo gracias a Fast Pair. Nada más abrir el estuche, en los móviles Android cercanos salta la solicitud de conectar los auriculares; quedando después disponibles a cualquier otro móvil que tenga registrada la misma cuenta de Google. Además, la empresa ofrece una app con la que configurar el sonido, la cancelación de ruido y otros parámetros: Pixel Buds (es nativa en todos los Google Pixel).

Google Pixel Buds Pro
Fast Pair en acción

Dado que son auriculares Bluetooth, también los he utilizado ampliamente con el iPhone. No entrañan demasiada molestia más allá de tener que buscarlos desde las opciones de Bluetooth del móvil. Su sonido es de excelente calidad, casi han sustituido a mis AirPods Pro. Y digo casi porque Google no ofrece app alguna para iOS, algo que no termino de entender. Por este motivo, no resulta posible personalizar la experiencia con los auriculares. Y no se puede ajustar la cancelación de ruido (sí resulta posible con los gestos).

Google no ofrece una app para usar los Pixel Buds Pro en el iPhone. Se emparejan por Bluetooth sin mayor problema, pero resulta imposible personalizar su funcionamiento

Dejando de lado las absurdas incompatibilidades con el iPhone (al fin y al cabo a los AirPods les ocurre lo mismo al usarlos con un Android), la experiencia de uso con los Google Pixel Buds Pro es muy positiva, en especial por los gestos: la superficie táctil que queda en el exterior del oído permite realizar un sinfín de acciones. Eso sí, es muy sensible: con sólo ir a colocar mejor los auriculares ya suele pausarse la música.

Los gestos amplían las posibilidades

Al disponer de una superficie táctil, resulta posible realizar tres tipos de gesto en los auriculares:

  • Pulsaciones cortas.
  • Pulsaciones largas.
  • Deslizado.

Cada uno de los auriculares es independiente: ambos permiten desde cambiar de canción a desactivar la cancelación de ruido, por ejemplo. Con cada toque detectado los Pixel Buds Pro emiten un característico "clac" para dar a entender que el gesto se detectó. Me parece un gran detalle que facilita su uso, es uno de sus toques característicos.

Google Pixel Buds Pro

Dadas las posibilidades, me ha resultado algo complicado recordar todos los gestos, sobre todo porque compaginé el uso de los Pixel Buds con otros auriculares. Aun así, sólo es cuestión de práctica. Y, al ser gestos táctiles, creo que los auriculares aguantarán mucho más tiempo el trote del uso (al contrario que los botones ocultos en el bastón, por ejemplo). Los Google Pixel Buds Pro detectan con suma precisión cada gesto y responde al instante con la acción (tras los pertinentes "clacs".

Google Pixel Buds Pro
Personalización de los gestos en los Pixel Buds Pro mediante la app Pixel Buds en el Pixel 6

Con los gestos resulta posible pausar la canción (un toque en cualquiera de los auriculares), pasar a la siguiente (dos toques), retroceder un tema (tres toques), permiten subir y bajar el volumen (deslizado en horizontal sobre la superficie), cambian el modo de cancelación de ruido o hablan con el asistente de Google. Estos dos últimos gestos se hacen manteniendo pulsado sobre el auricular izquierdo o el derecho; con la opción de personalizar las acciones desde la app Pixel Buds (lo siento, usuarios de iPhone).

Autonomía: de las mejores baterías en unos auriculares TWS

Google Pixel Buds Pro
La carga inalámbrica inversa va genial para recargar los Pixel Buds Pro

Los auriculares no son precisamente pequeños, aunque tampoco puedo decir que sean demasiado grandes. Este espacio permite que incluyan una batería generosa, al menos a tenor de los resultados que me dieron en autonomía: Google no ofrece los datos concretos de capacidad. Ni de los auriculares en sí ni de la funda de transporte.

Siempre los he utilizado con la cancelación de ruido activa, tanto en mi iPhone 12 Pro Max como en mi Google Pixel 6. Los he sacado de paseo durante horas sin que peligrase quedarme sin música, también los usé durante jornadas completas de trabajo, desde la mañana hasta la tarde. En ningún momento los agoté por completo: la autonomía de los Google Pixel Buds Pro es excelente. Para agotarlos tuve que ponerle verdadero empeño.

Las pruebas de batería fueron realizadas escuchando música con cancelación de ruido activa y a volumen medio, en torno a los 70 dB

Entrando en datos concretos de descarga, los auriculares perdieron energía durante el uso a un ritmo aproximado del 10 % cada hora y media a volumen medio y con ANC activo. Ambos auriculares se descargan a un ritmo similar, aunque uno suele mostrar diferencias del 1-2 % con respecto del otro.

Tras dos horas utilizando los auriculares éstos se descargaron hasta el 86 %. Y bajaron al 60 % con unas cuatro horas escuchando música; siempre a volumen medio y con la cancelación de ruido activa. En total me han aguantado hasta algo más de ocho horas, un tiempo generoso para unos auriculares TWS. Y más de las siete horas que declara Google en la ficha técnica de los Pixel Buds Pro (no demasiado técnica, que las características apenas se detallan en profundidad).

Google Pixel Buds Pro

¿Y la carga? Lo cierto es que resulta bastante rápida: con insertarlos diez minutos en el estuche esto garantiza varias horas de música inalámbrica de calidad. Dicho estuche recarga el 55 % de la batería de los auriculares en una media hora; con alrededor de cincuenta minutos para lograr el 100 %. La funda de los Google Pixel Buds Pro permite revivirlos alrededor de un par de veces.

La funda de transporte dispone de un conector USB C para cargarla y ofrece también carga Qi inalámbrica.

Google Pixel Buds Pro, la opinión de Xataka

Google Pixel Buds Pro

Quizá Google no sea un fabricante especializado en dispositivos de audio, pero lo cierto es que ha logrado uno de los mejores dispositivos para aquellos que, como yo, acostumbran a perderse durante horas por las calles de toda ciudad abierta a pasear. Eliminan el ruido del tráfico, aunque podrían ofrecer una cancelación más intensa; la calidad del sonido es excelente; frecuencias muy bien equilibradas y con un refuerzo de bajos notorio. Y qué decir de la batería, de diez. Eso sí, a saber cómo sobreviviría al lógico desgaste del uso, principal problema de los auriculares TWS.

No son precisamente baratos, los 219 euros que pide Google por ellos aúpan a los Pixel Buds Pro al terreno de los auriculares de gama alta. Difícil elección teniendo ahí a los AirPods Pro iPhone o los Sony WF-1000XM4, ambos con mejor cancelación de ruido y un precio muy parecido (ambos con audio espacial, algo que los Pixel Buds Pro no tienen actualmente y que Google promete para finales de 2022). Aunque a mí me han convencido por su gran nivel en todos los apartados, incluido el diseño: Google ha hecho un excelente trabajo.

8.5

Diseño8.5
Calidad de sonido8.75
Cancelación de ruido8.5
Ergonomía8
Experiencia de uso8.5
Autonomía9.25

A favor

  • Excelente autonomía.
  • Carga muy rápida y estuche con Qi.
  • Muy buena calidad de sonido.

En contra

  • Sin app de configuración para iOS.
  • Sólo compatible con SBC y AAC.
  • Algo difíciles de manipular.

Google Pixel Buds Pro - Auriculares inalámbricos - Auriculares Bluetooth - Coral

Los auriculares ha sido cedidos para el análisis por parte de Google. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.
Temas
Inicio
Inicio