Sigue a Xataka

ReFIT

Científicos de la Universidad de Stanford acaban de presentar un descubrimiento que adelanta unos años las investigaciones en torno a manipular dispositivos electrónicos con la mente en el área concreta de las neuroprótesis o miembros artificiales controlados con la mente.

El descubrimiento consiste en un nuevo algoritmo que mejora drásticamente la velocidad y precisión con la que los implantes cerebrales miden las órdenes que da el cerebro a la hora de mover partes del cuerpo.

ReFIT

Incluso aunque a una persona le falte un brazo, las áreas de su cerebro responsables de su movimiento siguen funcionando cuando imagina estar moviendo el brazo inexistente. La creación del grupo de Stanford se llama ReFIT (Recalibrated Feedback Intention-Trained Kalman filter) y lo que hace es medir el potencial de acción (Feedback Intention en inglés), una carga eléctrica que viaja por la membrana celular cuando el paciente activa las neuronas de una zona determinada.

ReFIT no mide los impulsos de una neurona determinada sino de grupos de estas células de áreas muy determinadas. Aunque aún queda mucho camino que desarrollar en este campo, el descubrimiento del grupo de Stanford ha logrado que la rapidez de respuesta de un miembro artificial sea un 85% la de uno natural.

Vía | GizMag

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios