Compartir
Publicidad
Samsung Galaxy S7: esto es todo lo que sabemos hasta ahora del Galaxy más prometedor
Especiales

Samsung Galaxy S7: esto es todo lo que sabemos hasta ahora del Galaxy más prometedor

Publicidad
Publicidad

El Samsung Galaxy nuevo de cada año, sea dentro del evento o fuera de él, tiene una cita anual en el mes de febrero, el del MWC. Este año Samsung ya ha confirmado que será en un nuevo Unpacked donde conozcamos todos los detalles del nuevo Samsung Galaxy S7.

Tras la gran solución que nos pareció el Galaxy S6 del año pasado, nombrado mejor terminal en los Premios Xataka, el nuevo Galaxy S7 apunta de nuevo alto. Durante las últimas semanas ha habido filtraciones y rumores muy potentes sobre el nuevo franquicia de los coreanos y los hemos recopilado para que tengamos claro qué podemos esperar del Galaxy S7 cuando se presente a finales de esta semana, este domingo 21 de febrero.

Diseño del Galaxy S7: a por las dos diagonales

¿Habrá encontrado por fin Samsung un diseño de referencia para su gama Galaxy? Aunque no ha habido diferencias significativas en todos sus años de vida, el continuo cambio de idea sobre lo que pretendían conseguir con sus Galaxy S ha sido una máxima estos últimos años. Ahí tenemos por ejemplo al Galaxy S5 con su resistencia al agua que el año pasado pasó a la historia en favor de la llegada del esperado adiós al plástico en forma de un cuerpo de cristal bastante atractivo.

El resultado fue todo un acierto, y la combinación de metal y cristal se mantendrá en la versión del Galaxy S de este 2016. La única novedad podría llegar en forma de una resistencia al agua que sería muy bien recibida y que no tendría la problemática de tener que tapar el puerto de carga.

Samsung repetiría estrategia de dos Galaxy S7, uno de ellos con pantalla curvada y que este año tendrá una mayor diagonal para no competir con el modelo sin curva

Pero lo más significativo de la familia Galaxy S6 fue la doble curva de la pantalla de su modelo Edge, no tanto a nivel de funcionalidad como de diseño y exclusividad. Y este año Samsung parece que repetirá jugada. Habrá Galaxy S7 Edge pero con una diferenciación más respecto al modelo sin curva: la diagonal de pantalla.

Si los rumores acaban por ser ciertos, el Galaxy S7 "clásico" se quedará en las 5,1 pulgadas habituales mientras que el Galaxy S7 Edge subirá su tamaño de pantalla hasta las 5,5 pulgadas y rematará detalles del diseño con menos protuberancia de la cámara y un marco de aleación mejor integrado en el cuerpo. A nivel de colores, además del dorado y negro, habrá una versión plateada que tiene una pinta estupenda si se cumplen los renders y filtraciones varias de estos últimos días.

Galaxy S7 Edge Leak

Aquí la estrategia de Samsung parece más enfocada en que no ocurra lo que el año pasado, cuando el Galaxy S6 Edge dejó en la penumbra a un excelente terminal como era el Galaxy S6 normal. Esta versión será la que reciba más novedades a nivel de diseño, principalmente en la curvatura de sus bordes y la integración en ellos de la pantalla. Otra diferenciación entre el modelo sin pantalla curvada en los laterales y el Edge estaría en el precio. Los rumores asociados a algunos analistas con aciertos previos en la industria indican que Samsung planea rebajar ligeramente el precio del Galaxy S7 clásico para conseguir mayor atractivo entre los consumidores.

El Galaxy S6 clásico podría tener menos pantalla y un precio más atractivo para ser un revulsivo en la gama alta

En cuanto a las dimensiones, lo más relevante será el grosor de los Galaxy S7, en la línea del año pasado, con menos de 7 y 8 mm para los modelos Galaxy S7 y S7 Edge respectivamente. Y como en 2015, el peso seguramente será también de récord.

1024 2000

Una oportunidad para el Snapdragon 820

Tras un año muy convulso en Qualcomm y que tuvo un gran beneficiado (Samsung y sus Exynos), el Galaxy S7 y su versión Edge parece que volverán a la senda de la combinación de dos chips dependiendo del modelo y mercado. Si esto finalmente ocurre, nos esperan unos meses movidos comparando rendimiento entre ambos chips y cómo no, algo de polémica.

Así pues, con el Galaxy S7 el gigante coreano no renunciará a mostrar el potencial de sus chips propios pero también apostará por los nuevos Snapdragon 820.

Qualcomm Snapdragon 820

El modelo de creación y fabricación de Samsung que montará el Galaxy S7 y S7 Edge será el nuevo Exynos 8890, SoC de 64 bits con fabricación FinFet en 14 nm (8 núcleos de los cuales cuatro son de diseño propio de Samsung), la misma que tiene el Snapdragon 820. La GPU del modelo de Samsung será la Mali T880, y contará con un LTE de Cat12-13, justo el mismo que el modelo de Qualcomm.

Si el año pasado la diferencia entre el Exynos y el Snapdragon era importante, los primeros test filtrados auguran más igualdad, con el modelo de Samsung siendo superior en procesos con varios cores y el modelo de Qualcomm dando lo mejor cuando se usa sólo uno. Como memoria RAM estaríamos hablando de 4 GB.

Galaxy S7 con su propia pantalla 3D Touch

Con el nivel de calidad que han alcanzado los paneles AMOLED de Samsung, no podemos esperar más que la repetición de la jugada en los próximos Galaxy S7. Nada indica que vaya a haber sorpresas en este sentido, y nos encontraríamos con excelentes paneles AMOLED con resolución QHD (por ahora Samsung no se lanza a por los paneles 4K que seguramente deje para el S7 Edge Plus y Note 6) en las dos versiones de 5,1 y 5,5 pulgadas de los próximos Samsung Galaxy S7 y S7 Edge.

Lo más interesante a priori llegará con una opción en la pantalla llamada AOD (always on display), una especie de Ambient Display como en los Nexus o los teléfonos de Motorola para ver notificaciones con la pantalla inactiva.

Samsung no parece interesada todavía en integrar un panel 4K en el Galaxy S7 pero sí que aportará otras novedades más útiles como Ambient Display

La innovación llegaría por algo que ciertamente esperábamos: la posibilidad de que la pantalla sepa con qué fuerza la estamos presionando. Si, el famoso Force Touch o 3D Touch, según el fabricante, y que ya os advertimos que íbamos a ver en muchos de los gama alta de este 2016. Y más en Samsung.

Samsung S6 Plata

Cuando la probamos en el iPhone 6s ya advertimos de la importancia de que los desarrolladores y el propio fabricante le diesen valor a la tecnología de presión. Aquí podemos esperar que al menos por la parte de Samsung, los elementos que queden de su lado puedan realizar una buena integración de la tecnología en TouchWiz.

Precisamente una potente filtración de estos últimos meses tiene a la capa TouchWiz sobre Android 6.0 como protagonista. Las novedades son bastantes, y se mantienen en la línea de respetar el buen hacer de Android de base pero sin dejar de ser TouchWiz en zonas como las notificaciones, las opciones o algunos de los iconos, que serán más planos y con mejores transparencias. Los cambios en la apariencia se podrán exagerar con más opciones de temas.

De las nuevas opciones que llegarán con TouchWiz sobre Android 6.0 estamos deseando conocer las que afectan a las curvas del Galaxy S7 Edge, aspecto en el que insistirán, y sobre todo la cámara. Más controles manuales, opciones y el formato RAW se añadirán a la interfaz actual más simple para quien quiere solamente apuntar y disparar.

Más o menos megapíxeles: la incógnita sobre la cámara del Galaxy S7

El apartado fotográfico en la gama alta se ha puesto tan interesante y competido que cualquier movimiento a partir de ahora deberá se revisado minuciosamente. Los pasos en falso van a ser muy penalizados por el mercado. Y la resolución está entre esos puntos críticos a la hora de ser alterados.

Samsung, tras unos primeros rumores que colocaban en sus nuevos franquicias los mismos sensores de 25 MP del Xperia Z5, parece que se atreverá a reducir resolución en su Galaxy S7 usando para ello sus propios sensores, un ISOCELL de 12 megapíxeles, lo que le daría teórica ventaja para sobresalir más todavía es escenas nocturnas. Añade a ello una luminosidad de F1.7 y nueva tecnología de enfoque para hacerlo todavía más rápido que el híbrido de 2015, y la receta que obtenemos es la de un teórico top3 en cámara.

La buena noticia es que a nivel de software habrá buen acompañamiento tanto en procesamiento, donde Samsung está a un gran nivel, como en interfaz, incluyendo en el nuevo TouchWiz un control manual completo y la posibilidad de tener archivos RAW.

Batería de gran capacidad y ranura microSD: las sorpresas del Galaxy S7

El vaivén de estrategias de Samsung en los Galaxy S tendrá un nuevo capítulo especial con el Galaxy S7. Según datos filtrados de la FCC, por donde deben pasar los terminales para su aprobación antes de la salida al mercado, la batería de los Galaxy S7 y S7 Edge será de bastante más capacidad que lo visto en la generación anterior. El modelo de 5,1 pulgadas, es decir, el Galaxy S7, dispondrá del margen de autonomía que le proporcione su batería de 3000 mAh, mientras que el modelo Galaxy S7 Edge podrá alimentar su pantalla de 5,5 pulgadas con 3600 mAh.

Más batería, hasta 3600 mAh, y la vuelta de la ranura para tarjetas microSD podrían ser dos novedades más que bienvenidas en el Galaxy S7 de Samsung

Pero no quedan ahí las novedades de Samsung a nivel de batería. La carga rápida dará un salto de calidad gracias a Android 6.0 y los rumores apuntan a que será posible realizar una carga del 80% del terminal en media hora con ayuda de la tecnología integrada en los Snapdragon 820.

Si le unimos la carga inalámbrica estaríamos ante uno de los mejores terminales en ese aspecto del mercado. ¿Y adivináis qué puerto será el principal del Galaxy S7? Exacto, el USB tipo C, esperemos que con todas sus ventajas y no sólo la apariencia.

1024 2000

La otra sorpresa que nos podrá dejar la presentación del Galaxy S7 este próximo domingo seguro que es muy bien recibida por la comunidad: el regreso de la ranura microSD a los Galaxy S. Si se confirma, podremos sacar provecho del precio reducido y gran capacidad y velocidad de las últimas microSD.

Lo que quedaría por confirmar sería si esta posibilidad será real en las dos versiones o solamente en el Galaxy S7 clásico y no en el Edge. En todo caso parece que las versiones del Galaxy S7 serán básicamente dos: 32 y 64 GB, pero con posibilidad en algunos mercados de adquirir un Galaxy S7 con 128 GB de memoria interna.

¿Qué os parece lo que tiene preparado Samsung para su Galaxy S7? ¿Qué echáis en falta?

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos