Compartir
Publicidad
Minecraft Education Edition: de la sorpresa de los alumnos a la lucha contra los prejuicios alrededor del videojuego
Entrevistas

Minecraft Education Edition: de la sorpresa de los alumnos a la lucha contra los prejuicios alrededor del videojuego

Publicidad
Publicidad

Acércate a la puerta de un colegio a la hora de la salida y pregunta por Minecraft. Seguramente muchos de los alumnos que te contesten te mirarán con ojos brillantes al confirmarte que sí, que conocen el juego. Y que lo usan en clase.

Desde el 1 de noviembre ya tenemos disponible la versión definitiva de Minecraft Education Edition. Tras un periodo estival en fase beta, por fin se puede usar en clase. En Xataka hemos hablado con dos profesores habituales de Minecraft en el aula para poder comprender mejor qué, cómo y por qué aprender con Minecraft en clase, así como de las aportaciones de la versión educativa y el proceso que conlleva decidirse a incluirlo en el proceso educativo, con padres, alumnos y resto de comunidad educativa muy atentos.

Así es Minecraft Education Edition

Incluso antes de que Microsoft se hiciera con él en 2014, el fenómeno Minecraft no tardó en dar un salto - natural - al aula. Facilidad de uso, atractivo entre los alumnos y posibilidades creativas asombrosas fueron aprovechadas por una versión llamada MinecraftEDU.

Dicha versión fue creada en 2011 por dos profesores y un programador. En 2016 se espera que más de un 15% de los estudiantes en países como Australia recurran a Minecraft dentro de su proceso educativo.

Captura De Pantalla 2016 10 31 A Las 17 30 54 Un ejemplo muy clarificador del uso de la construcción en Minecraft dentro de clase

MinecraftEDU adapta el mundo abierto de Minecraft a un entorno seguro, con una gestión más sencilla pero a la vez controlada, escenarios listos para actividades específicas y adaptado para su uso en clase.

Desde el 1 de noviembre se puede usar Minecraft Education Edition en clase con licencias de 5 dólares por alumno, con duración para un año

Lógico pues que a inicios de este mismo año también se confirmara que Microsoft, muy centrada en el ámbito educativo, movía ficha al respecto. El gigante detrás de Windows adquiría MinecraftEDU para pasar a integrarlo en su ecosistema bajo la denominación de Minecraft Education Edition.

Desde ayer ya está disponible esta versión en más de 10 idiomas. Se puede jugar en equipos con Windows 10 y OSX el Capitán por medio de licencias individuales a un precio de 5 dólares por alumno y año.

Más control a cambio de algunas limitaciones

La versión educativa de Minecraft, sin perder la mayoría del valor asociado a la creatividad y libertad, añade más control por parte del profesor, así como determinados bloques enfocados en la educación. Pero no es como Vanilla, como bien apunta Sergio Cabezas, uno de los profesores más implicados en el uso de Minecraft en el aula.

“De la versión completa de Minecraft echo de menos poder modificar todo. La versión Vanilla lo bueno que tiene es que todo es modificable y con programas como World Painter o MCEdit podemos variar todo o introducir modelos previamente hechos con un modelado tridimensional”

Pese a este inciso, quienes usaban la versión completa en clase no dudarán en pasar a la exclusiva para educación. Sus aportaciones de cara a mejorar su uso en clase son numerosas, y han convencido a profesores como Leticia, maestra de primaria y también habitual del juego creado por Mojand en clase:

“La versión educativa ofrece muchas funcionalidades específicas para los docentes: pizarras enormes en las que poder escribir, personajes personalizables que te despliegan información, bloques que controlan el espacio en el que los jugadores juegan… “

Fotos Minecraft

Todos esos añadidos, además de más control, ayudan mucho a los profesores a la hora de desarrollar proyectos en Minecraft.

Cuando se piensan en proyectos de más alto nivel en Minecraft, Leticia también nos hace notar que espera próximos avances relacionadas con la inclusión de bloques de programación para automatizar acciones y poder personalizar todavía más el juego.

La versión educativa de Minecraft ofrece muchas funcionalidades específicas para los docentes: pizarras enormes en las que poder escribir, personajes personalizables que te despliegan información o facilidad para crear partidas locales

Algo particular y bien pensado por parte de MinecraftEDU era el tema de servidores. Por ahora Minecraft Education Edition no tiene previsto ofrecer estos servicios y se centrarán en facilitar partidas locales que podrán configurar los propios profesores, y donde los alumnos estarán claramente identificados por su cuenta en Office365.

Las partidas colaborativas en un mundo concreto tendrán aportes de hasta 30 alumnos. Junto con la posibilidad de guardar los avances concretos, chat interno entre alumnos y profesores, localización en tiempo real de los alumnos en los mundos, la función para realizar capturas de pantalla por parte de los alumnos como parte de su portfolio del trabajo para una posterior evaluación o el rol de un NPC (Non-Player Character) a modo de guía, son algunas de las peculiaridades de los mundos abiertos de Minecraft Educativo.

Headerwithlogo

Uno de los atractivos de la versión educativa de Minecraft está en las licencias anuales. Son cinco dólares por alumno. En algunos centros el precio de esas licencias lo asumen ellos, pues hay descuentos para compras globales. Pero si un alumno ya tiene su propia cuenta en Minecraft, puede usarla en clase sin problema.

Por qué Minecraft en clase

Ya usaba en el aula la versión MinecraftEDU, así que cuando a inicios de este verano, tras un paréntesis de varios meses tras la compra, Microsoft abría una beta mundial para usar el que sería futuro Minecraft Education Edition, Sergio García Cabezas no lo tuvo que pensar mucho.

Play Your Way

Sergio es doctor en educación, director de Possible Lab y profesor en el Centro Superior de Estudios Universitarios La Salle. Actualmente dirige el título de Experto universitario en tecnologías del aprendizaje y el conocimiento y da clases de tecnología educativa a futuros profesores de infantil y primaria. Pero ante todo es un convencido y practicante de Minecraft en el aula, como lo demostró recientemente en SIMO Educación.

"Siempre he pensado que el juego es la forma en la que los niños aprenden de una manera más eficaz. Es algo intuitivo, natural y, sobre todo, divertido. Minecraft lo tiene todo eso y encima le da al docente unas posibilidades la ser un juego abierto en el que prima la creatividad del jugador"

Pero encima estamos hablando de un videojuego que los alumnos conocen y les gusta mucho, lo que multiplica la motivación e interés alrededor del mismo.

Microsoft 18 10 2 1 Leticia mostrando en SIMO Educación una pirámide alimentaria creada en Minecraft

Leticia Ahumada, profesora de música en educación primaria, también muestra excitación al hablar con ella de Minecraft en el aula. Mientras Sergio enfatiza lo abierto del juego y el fomento de la creatividad como algo a destacar a la hora de escoger Minecraft y no otro videojuego en el aula, Leticia va directo a lo más práctico.

“Para mí, el mayor valor que tiene Minecraft respecto a otros videojuegos es que su periodo de aprendizaje es muy corto, es decir, no lleva mucho tiempo aprender a jugar. Con esto en mente, tanto profesores como niños que nunca antes hayan jugado a Minecraft podrán aprender en una tarde y empezar a utilizarlo en la clase con actividades educativas en la misma semana en que se empiece a utilizar el programa en el aula”

Minecraft permite el control total de lo que se quiere hacer y sirve como vehículo final para el aprendizaje basado en proyectos

Esa curva de aprendizaje casi inexistente permite a los profesores no tener que dedicar muchas horas al manejo de la herramienta educativa y poder emplear estas horas en actividades realmente valiosas educativamente. Del lado de los alumnos, tanto si ya se ha jugado en casa como si no, el inicio de las actividades no tiene por qué demorarse para enseñar cómo funciona ese recurso educativo concreto.

El alumno no se lo cree, la comunidad tira de prejuicios

“Normalmente flipan. No se lo creen. Pero luego lo ven claramente. Los niños tienen la mente mucho más abierta que sus profesores”

Esa respuesta de Sergio cuando charlamos con él sobre la reacción habitual ante el uso de Minecraft en el entorno educativo por parte de toda la comunidad es la más repetida.

Para los más pequeños la sorpresa llega por el hecho de que desde el colegio, como nos cuenta Leticia, se les permita trabajar con un juego que forma parte de su realidad fuera del colegio.

1366 2000

“Ellos perciben estas actividades como un premio y un tesoro que deben conservar, valoran la oportunidad que se les ha dado de poder hacer algo diferente con Minecraft. Los profesores podemos explicar el tema como llevamos haciéndolo toda la vida, pero elegimos hacerlo con Minecraft, y eso ellos lo saben y es raro encontrarse con un alumno que te sabotee una clase con Minecraft”

Ante el uso de Minecraft en el aula hay un enfrentamiento real entre el asombro e ilusión a partes iguales de los alumnos, y la sorpresa y prejuicios del resto alrededor del concepto de videojuego

Especialmente dura le parece a Sergio la acogida, en general, dentro del claustro de profesores y departamentos.

“Mala en general. Toda la sociedad está llena de prejuicios contra los videojuegos, la escuela no iba a ser menos. Siempre tengo que estar haciendo pedagogía sobre las ventajas de jugar en el aula”

Por suerte no es así siempre. Si el centro, la dirección, el claustro y la comunidad está en camino de reformar los métodos de enseñanza, como le ocurrió a Leticia, Minecraft es un aliado y no un dolor de cabeza para los compañeros.

“En mi caso particular la respuesta fue muy alentadora, porque desde el claustro y la dirección estábamos planteando una reforma en los métodos de enseñanza, y optamos por Minecraft por ser una herramienta muy cercana a los alumnos con la que esperábamos llegar a los alumnos y salvar la brecha digital profesor-alumno”

El seguimiento que en el centro de trabajo de Leticia se ha llevado a cabo por parte de los profesores ha sido intenso.

“Todo el claustro estuvo muy pendiente de los resultados, y durante el proceso algunos acudían al aula para verlo. Pero utilizar Minecraft en el aula es un gran cambio para algunos profesores y todos coincidimos en que debe hacerse gradualmente”

1366 2000 1 Profesores jugando a Minecraft (foto de https://twitter.com/teach4Travel)

El trabajo con los padres, también complejo, es más positivo en resultados en el caso de Sergio. No sin un gran esfuerzo por parte del docente que quiere y esta convencido de los beneficios de usar Minecraft en el aula.

“Hay que hacer mucha pedagogía. No se creen que eso vaya a funcionar. Pero es una cuestión de confianza en uno mismo y de convencerles. Es fácil hacer comprender que esto es bueno para sus hijos e hijas”

El momento de empoderamiento para los alumnos, en el que no solo se rompe la brecha tecnológica profesor-alumno, sino también la brecha familia-alumno, hace que valga la pena utilizar Minecraft en el aula

Leticia se confiesa respecto al intercambio de experiencias con los padres, donde las reacciones al comienzo son de lo más diversas. Pero al final muy gratificantes, especialmente viendo la colaboración de los propios alumnos.

“Hay niños que te piden llevarse proyectos a casa para enseñárselos a sus padres y padres que te piden ir a la clase para ver lo que hace su hijo. Y ese momento, en el que ves a un niño explicándole a su padre o madre lo que está haciendo, y la mirada incrédula de su padre o madre que no para de repetir “no sé cómo lo haces, yo no podría hacerlo”, ese momento de empoderamiento para los alumnos, en el que no solo se rompe la brecha tecnológica profesor-alumno, sino también la brecha familia-alumno, hace que valga la pena utilizar Minecraft en el aula y romper el dogma de que Minecraft es “ese juego al que mi hijo se pasa jugando toda la tarde matando monstruitos”

Dando sentido a Minecraft en el aula

Tras la sorpresa de la comunidad, positiva por parte de alumnos y habitualmente más negativa en el resto, llega el momento de planificar y aprovechar Minecraft en el aula. Y no vale todo. Un tema peliagudo y que debe cuidarse es la integración dentro del proceso de enseñanza-aprendizaje y el mantenimiento del interés en el tiempo.

“No decrece ni el interés ni la motivación. No obstante yo recomiendo que no se utilice siempre. Es como utilizar siempre una pizarra digital o un tipo de libro. Hay que variar los métodos”

Minecraft no deja de ser un juego, y si le quitamos esa parte para convertirlo en un creador de actividades, los alumnos se cansarán del juego y perderá su valor

Leticia comparte esta visión de que Minecraft en el aula porque sí no tiene nada de sentido e iríamos al fracaso más absoluto. Y a la pérdida del atractivo que tiene para los alumnos.

1366 2000

“En general, creo es importante crear proyectos con una proyección a medio-largo plazo y actividades cortas que puedan hacerse en una hora, de esta forma se mantiene siempre la atención y motivación de los alumnos. Si una actividad se alarga demasiado, los alumnos pierden el interés y volver a conseguirlo es muy complicado”

Para Leticia otro de los pilares del rol de Minecraft en el aula es que se trata de un juego. Y es parte de su atractivo.

“Es importante dejarles tiempo para que prueben, exploren, construyan y destruyan. Minecraft no deja de ser un juego, y si le quitamos esa parte para convertirlo en un creador de actividades, los alumnos se cansarán del juego y perderá su valor”

Theexperience Feature2 1920 1 Una de las lecciones disponibles para descargar y poder empezar a usarlas en clase

El reto de Minecraft Educativo para el profesor

El uso de Minecraft en el aula significa iniciar parte de un camino de evolución en las aulas. E involucra especialmente al docente.

Tras los rechazos o dudas iniciales, compartir las buenas experiencias en charlas, encuentros de profesores, blogs de clase o simplemente Twitter, surte su efecto. Crece el interés por conocer cómo usar de forma eficiente Minecraft en el aula.

“Desde mi empresa ya estamos dando formación a coles que están interesados en el tema”

Una cualidad que Sergio encuentra entre los docentes que muestran interés por usar Minecraft en el aula es la de una mente abierta. No temer probar algo nuevo y sobretodo quitarse de encima los prejuicios.

“Tienen que ser conscientes de que el aprendizaje del juego es eficaz y, a pesar de los mitos sobre los videojuegos, al final la experiencia de enseñanza y aprendizaje va a ser genial”

Homepage Heroa 1920

Su rol en el aula también es muy diferente del clásico. Así lo explica Leticia.

“En mi caso enfoco las actividades como retos que los alumnos deben resolver. Desde esta perspectiva mi rol en el aula se convierte en el de un guía y observador de su proceso de aprendizaje. Me paseo por el aula, veo lo que van haciendo, respondo a sus dudas, hago comentarios en voz alta, lanzo preguntas al aire para que me las respondan, fomento que den a conocer sus ideas al grupo para que todos sepan lo que van haciendo…”

El mundo abierto y la libertad creativa que proporciona Minecraft en el ámbito educativo es un escenario ideal para la docencia basada en el método de proyectos y todo lo que tiene que ver con el trabajo en equipo.

“La metodología basada en proyectos, sin libros de texto, es la que mejor combina con Minecraft. También la metodología colaborativa”

Sergio da una pista más, muy interesante en Minecraft: el profesor no debe temer jugar. Aunque coincide en que su papel principal debe ser el de guía de la experiencia, él insiste mucho en que no se pierda la increíble experiencia de jugar con sus propios alumnos.

Algo común en el uso de Minecraft en el aula afecta por igual a alumnos y docentes según Leticia. Respecto a las cualidades que debe tener un docente para usar Minecraft:

“Para mí hay dos cualidades que son clave para trabajar con Minecraft en el aula: la paciencia y la curiosidad. La paciencia porque al ser un videojuego te pueden ocurrir situaciones a las que necesitarás sobreponerte para continuar adelante, por ejemplo si un día internet no funciona como debería. Por otro lado la curiosidad debe nacer del profesor y extenderse a los alumnos”

Theexperience Feature1 1920

Aunque la versión educativa de Minecraft va muy potenciada por tutoriales, mundos creados por otros docentes ya listos para usar en el aula, o guías didácticas completas, Leticia pone del lado del profesor y su curiosidad buena parte del éxito de la experiencia con Minecraft en el aula.

“Minecraft es un juego con un sinfín de posibilidades, y si el docente tiene la curiosidad por descubrirlas podrá sacarle un gran partido educativamente. Y al contagiar esta curiosidad a sus alumnos, estos alcanzarán una gran autonomía en el juego y podrán hasta crear sus propios contenidos educativos”

Cuando surgen los problemas es el momento de tirar de recursos y comprobar hasta qué punto el profesor dispone de recursos para salvarlos. Leticia planteó el uso de Minecraft entre alumnos de 4 y 5 años a sabiendas de que el periodo de aprendizaje sería más largo y con riesgos. Y sus previsiones se cumplieron.

“Ya antes de comenzar conté con que su periodo de aprendizaje de manejo de juego sería más largo, así que dedicamos una primera semana a aprender. Pero después, cuando empecé a plantear pequeños retos me encontré con que la mayoría de los niños se cansaban al poco de empezar y al día siguiente no querían hacerlo”

Theexperience Feature3 1920

Mediante observación del trabajo de sus alumnos, Leticia comprendió el por qué del rechazo: “a esas edades, todavía no han desarrollado completamente las habilidades finas necesarias para utilizar el ratón y el teclado del ordenador al mismo tiempo” O no lo suficiente para no sentirse rápidamente frustrados en el manejo de Minecraft.

Con un toque maker muy interesante (usó la placa Makey Makey para usar objetos en vez del teclado), Leticia logró superar el reto y sacar un aprendizaje doble.

“Dejamos de lado los retos centrados en la construcción y nos dedicamos a explorar el mundo. Y mientras yo buscaba una forma de adaptar el teclado para ellos”

El efecto de usar Minecraft en el aula no se queda en las cuatro paredes del centro. Ni mucho menos. Los alumnos de Leticia vuelven a clase al día siguiente deseando mostrar sus avances realizados en casa.

“Muchos alumnos, tras utilizar Minecraft en el colegio, se van a casa, y vuelven a clase al día siguiente contándote que han desarrollado un reto parecido al hecho en clase o una actividad complementaria… El aprendizaje no se queda solo en el aula, sale fuera de ella y llega hasta sus hogares”

Cambiando el método y la clase, la evaluación es la siguiente. Ese cambio no llega exclusivamente desde el lado clásico, como bien apunta Sergio, sino que afecta a los alumnos. Si queremos que haya una evaluación colaborativa, Minecraft, por el conocimiento que tienen ellos del juego y su motivación extra, es un buen punto de arranque.

Sergio Cabezas en SIMO Educación Sergio Cabezas compartiendo su experiencia con Minecraft en SIMO Educación 2016

“No tiene sentido que si estamos estimulando una enseñanza donde lo que importa es el proceso de aprendizaje, luego evaluemos con un examen tipo test. Tenemos que evaluar ese proceso, las competencias adquiridas y la experiencia. Y un consejo… ¿Por qué no también implicamos a los alumnos en esa evaluación?”

Como en configuraciones de clase más tradicionales, la evaluación depende del tipo de actividades que desarrolles. Para Leticia no hay tanto cambio en la evaluación si ya usas métodos que no se centren en mostrar en un papel conocimientos memorizados a través de una prueba final.

“En Minecraft esta prueba puede ser el final del proyecto, la resolución de un reto… como todo lo que hagan en el mundo queda reflejado y guardado, el profesor puede evaluarles cualquier aspecto sin que ellos tengan la necesidad de rellenar un papel con su nombre y responder preguntas”

Con ese nuevo nivel en el proceso educativo es fácil aprender de errores y conocer con más profundidad detalles donde ellos dan lo mejor. Y no poner límites, especialmente en un entorno como Minecraft donde casi todo es libertad y creatividad.

“Nunca hay que poner límites a la imaginación de los chavales. Nunca les digas eso no se puede hacer”

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos