Intel Haswell y la GPU GT3 mejorarán la experiencia gráfica

Sigue a Xataka

Molly Eden con una oblea de Ivy Bridge

Estos días se está celebrando la IDF 2012 de Intel en San Francisco, una de sus tres grandes ferias anuales destinadas a los desarrolladores. Allá se están desvelando multitud de novedades sobre su próxima plataforma de microprocesadores ‘Haswell’, sobre la que hemos hablado en múltiples ocasiones y que nos traerá interesantes novedades respecto de la actual Ivy Bridge. Una nueva arquitectura en la que se mantendrán los transistores ‘tri-gate’ en 22 nanómetros pero con mejoras sustanciales en el rendimiento.

Pongámonos en situación: AMD e Intel luchan por tener en el mercado las mejores CPU con GPU integradas. Hasta ahora Intel había conseguido crear buenas CPU, pero flojeaba en GPU. Por contra, las APU AMD Fusion tenían un peor ritmo de proceso en CPU pero se mostraban superiores en el apartado gráfico. Desde Intel saben dónde tienen que mejorar y es precisamente lo que van a atacar con Haswell.

Desde hace unos meses se sabe ya que existirán tres configuraciones de GPU en Haswell, denominadas GT1, GT2 y GT3 en el desarrollo y ordenadas de menor a mayor rendimiento. No existen pruebas comparativas sobre las mejoras obtenidas respecto de las actuales Intel HD Graphics 4000, pero sí algunas demostraciones que muestran, por ejemplo, un procesador Haswell con GPU GT3 ejecutando Skyrim en resolución FullHD (1920×1080 píxeles) y en configuración ‘High’ (en el monitor de la derecha):

A falta de conocer el resto de características parece un rendimiento muy bueno, suficiente para ejecutar un juego tan exigente como lo es Skyrim. Entendemos también que ese equipo estará utilizando un Haswell de la gama más alta, posiblemente el sucesor del Intel Core i7-3770K que montará una GPU de las denominadas GT3.

Intel IDF 2012 slide

¿A qué se debe este incremento en el rendimiento gráfico? Hardware puro y duro: La GPU GT3 duplicará el número de unidades de proceso de la GT2, mejorando notablemente su potencial pero también las exigencias energéticas. Detalles más concretos y cuantitativos irán llegando a medida que nos acerquemos a la fecha de salida de la nueva generación de Intel Core, programada para mediados de 2013 pero con ferias como CES 2013 en enero donde seguro que se aportarán nuevos detalles.

Intel IDF 2012 slide

Por último, otro de los aspectos que mejorarán notablemente en Haswell será precisamente el consumo energético, donde la información oficial habla de que en modo de hibernación o suspensión prácticamente no consumirán energía. Una evolución pensada casi en exclusiva a portátiles y, sobre todo, Ultrabooks.

Vía | ArsTechnica, AnandTech.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

12 comentarios