Sigue a Xataka

teléfono Playstation Sony Ericsson Xperia Play analizado

Tras dar un repaso a los aspectos telefónicos y multimedia del Sony Ericsson Xperia Play que estamos analizando en Xataka, toca meterne en faena con el apartado que más merece la pena de este terminal: su comportamiento como consola portátil.

¿La hemos podido usar como tal? ¿Es el Xperia Play realmente el primer teléfono con el que se puede jugar de forma seria? ¿Y qué tal la batería? A continuación vamos a resolverte todas esas dudas sobre el Sony Ericsson Xperia Play.

Sony Ericsson Xperia Play: el secreto está bajo su pantalla

Si no fuera por el grosor importante de este teléfono nadie diría que es especial. Podríamos considerarlo como otro buen teléfono con Android, con su pantalla táctil. Pero este Xperia Play esconde un oscuro secreto bajo las 4 pulgadas táctiles: unos controles físicos para jugar de verdad.

controles-fisicos-de-cerca-xperia-play.jpg

Aunque los terminales con pantalla táctil avanzan en el camino del juego portátil, hoy en día sigue siendo imprescindible contar con unos controles físicos para sentir de verdad que jugamos a una consola portátil. A Sony Ericsson hay que admitirle que con el Xperia Play lo han hecho de cine, y sus controles son eficaces, sólidos y con buen recorrido, prácticamente como si de una consola portátil tipo PSPGo se tratara.

Con un pad direccional de gran tacto y los controles clásicos Playstation, sumados a dos gatillos traseros que son los únicos elementos a mejorar en el apartado más lúdico del teléfono y dos touchpad, es como si realmente tuviéramos una consola portátil en la mano. El tamaño está muy conseguido y el acabado es espectacular, aunque debes saber que si tienes las manos grandes requerirás de unas horas de acomodación a ellos. Pero saldrás victorioso. Muy buena nota tenemos que darle a este Sony Ericsson Xperia Play en el apartado de modo consola.

xperia-play-controles-fisicos.jpg

Y no pienses que por tener controles físicos vas a dejar de lado los táctiles. Además de la pantalla táctil, puedes usar los dos touchpad como sustitutivos de la misma con la ventaja de que los dedos no tapan la pantalla durante la acción.

Dos lugares para surtirnos de juegos

Nada más deslizar la bandeja de los controles físicos del Sony Xperia Play nos topamos con la interfaz Xperia Play, donde encontramos los juegos que ya tenemos disponibles en nuestro teléfono así como un acceso directo a los juegos de Android Market que han sido especialmente preparados para jugarse en este nuevo teléfono PlayStation y que podemos indentificar de un vistazo por la etiqueta Xperia Play optimized.

xperia-play-optimized.jpg

El otro lugar dentro del teléfono donde buscar juegos es PlayStation Pocket, aunque el contenido de momento es bastante limitado y solo disponemos de Crash Bandicoot. Ya estamos expectantes por ver qué os lleva de mano de la “tienda oficial” PlayStation, pero el sistema promete mucho.

playstation-pocket.jpg

Una lástima que tengamos estas dos fuentes separadas y no podamos gestionarlas desde una sola zona de juegos, aunque ambas están muy conseguidas y tampoco nos importa mucho. Al menos sabemos que desde ellas tenemos acceso a los juegos especialmente pensados para los controles físicos del Sony Ericsson Xperia Play independientemente de dónde estén instalados.

xperia-play-tienda-android.jpg

Sony Ericsson Xperia Play y su batería

Toca ahora hablar del tema más peliagudo de nuestro análisis del modo consola de este Sony Ericsson Xperia Play: la batería. Colocado el chip de jugador profesional, el Sony Ericsson Xperia Play nos ha mantenido el tipo durante casi tres horas y media con la función de teléfono activada.

Han sido duras batallas, partidos a vida o muerte y luchas por selvas en busca de manzanas. A todo trapo y sin detenernos más que a estirar falanges. No es una marca decente para una consola portátil (aunque ahí está la nueva Nintendo 3DS en su modo 3D) pero sí un dato bueno si sabemos cómo administrar los tiempos con este teléfono.

angry-birds-xperia-play.jpg

Ya os adelantamos que en modo teléfono avanzado y alguna que otra partida esporádica el terminal nos aguanta hasta la noche. Entonces, cuando ya estemos en casa, podremos conectar a la red eléctrica el Xperia Play y que pase a convertirse en una auténtica consola portátil de la que no preocuparnos de la autonomía de su batería.

La opinión de Xataka

Levábamos tiempo esperándolo y creo que no me equivoco al decir que este primer teléfono PlayStation ha cumplido con creces con las expectativas. No estamos ante una consola portátil completa básicamente por el tema de la batería, pues los controles son casi perfectos y el funcionamiento de los mismos, más que logrado.

Ahora hay que esperar a que vayan desarrollándose juegos para la plataforma al mismo ritmo que ya los hay para las pantallas táctiles. Con lo que hemos probado podemos decir que el juego portátil en el teléfono móvil tiene un nuevo protagonista en el que no hay pensar en tocar y deslizar solamente sino sentir plenamente la sensación de tener el control auténtico en la punta de los dedos.

¿Sacrificaremos la autonomía por tener dos gadgets en uno en este Sony Ericsson Xperia Play?

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

31 comentarios