Síguenos

Lumia 925

El nuevo Nokia Lumia 925 se pone a la venta la semana que viene en España. Ya sabes que lo hará por ahora (al menos hasta que acabe la campaña de verano) exclusivamente con operadoras, pero en Xataka ya tenemos una unidad de prueba.

Toca ahora contaros nuestras primeras impresiones del Nokia Lumia 925.

Novedades bienvenidas en diseño: ahora sí que es un gusto llevarlo

Heredero quiera o no admitirlo Nokia del Lumia 920, este Lumia 925 soluciona para mi uno de los inconvenientes del modelo estrella hasta hoy: el peso y grosor.

Este Nokia Lumia 925 sorprende cuando lo cogemos en la mano. Mantiene el diseño con formas redondeadas que hace que sea muy cómodo de tener en mano. Pero ahora tenemos que aguantar en la mano 50 gramos menos, que se dice pronto, que en el Lumia 920. Y se nota, vaya si se nota. También el grosor es de 2 mm menos, para quedarse en 8.5.

Nokia Lumia 925

Los 135 gramos del Nokia Lumia 925 son una alegría para la compañía, que ya no tiene a su terminal de gama alta lejos de los grandes del mercado en ese apartado. Esa reducción de peso ha tenido lugar principalmente por la eliminación de la carga inalámbrica integrada, aunque el acabado en policarbonato y cerámica del Lumia 920 también se ha eliminado para reducir algo de peso extra.

Personalmente estas novedades son bienvenidas. En el momento en que la carga inalámbrica sea un estándar que podamos encontrar en restaurantes, aeropuertos o las mesas de casa, será un elemento a tener en cuenta. Hasta entonces, mejor conseguir un peso más reducido y que quien quiera carga inalámbrica, opte por la carcasa, que apenas añade peso y grosor al Lumia 925.

Acabado

Pero es que el Lumia 925 introduce otra novedad en el diseño muy bien pensada: acabado en aluminio. No es toda la carcasa la que se acoge a este material noble, sino que lo hace solamente el marco que une trasera y frontal del terminal. Para mi es suficiente, porque esa es la zona de agarre y donde un material como el aluminio se agradece. Gana además este Lumia 925 un acabado de más calidad de cara al consumidor, lo que facilita que se le asocie con un producto de gama alta.

Carcasa metálica

La carcasa trasera se mantiene en plástico, pero se ha eliminado el acabado cerámico del Lumia 920 y se ha optado por uno rugoso. Es cierto que pierde algo del feeling de la trasera de gran tacto del Lumia 920, pero en general es un buen acabado, mejor en blanco que en gris por ejemplo. Pero esto ya es algo personal.

Lumia 925 en dos colores

Cambio de pantalla por una AMOLED muy brillante

Otro cambio importante en este Nokia Lumia 925 es que el panel IPS se ha cambiado por un AMOLED. Se mantiene eso sí la tecnología Clear Black, con lo que la diferencia a simple vista y antes de un análisis más completo, no es casi ninguna respecto al panel del Lumia 920.

Lumia 925

Este cambio posibilita un brillo de 600 nits para el Lumia 925, lo que deberíamos apreciar especialmente en exteriores. Por ahora os puedo contar que la pantalla del Lumia 925 mantiene el absoluto nivel de excelente al que nos tiene acostumbrados la marca. Es muy sensible y está perfectamente integrada con la protección Gorilla Glass, que se une de forma exquisita con el marco metálico.

pantalla

A nivel de resolución el Lumia 925 se mantiene en los 334 puntos por pulgada, que en su pantalla de 4.5 pulgadas me parece que encaja muy bien aunque quede lejos de los paneles 1080p de algunos terminales de este año. A ello ayuda también Windows Phone y su ausencia de iconos tradicionales.

En cuanto al rendimiento, es pronto para sacar conclusiones, pero de entrada el Lumia 925 va más que fluido, y demuestra de nuevo que la combinación de hardware y software es en este sistema operativo donde mejor se ha combinado.

Lumia 925 primeras imágenes

Cámara con seis elementos y mejora de software

El tercer pie sobre el que se sustenta la renovación que introduce el Nokia Lumia 925 lo encontramos en la cámara. No hay todavía un Pureview “original”, pero sí que trae mejoras la cámara del Lumia 925. Básicamente se mejora en hardware, con un elemento más en la óptica (seis en vez de cinco) de Carl Zeiss, y también en software. Estamos deseando probar la cámara del Lumia 925 a fondo para comprobar que los defectos encontrados en la del Lumia 920 se han solucionado.

Camara lumia 925

Ese apartado de software de la cámara (Smart Cam, separado por cierto de la aplicación nativa) con sus modos de mejor fotografía, disparo continuo, Cambio de caras o eliminación de objetos, está incluido en la GDR2 de Windows Phone 8, que por ahora llega solo con este Lumia 920. Hasta finales de verano no llegará a otros terminales.

De estos modelos, muy espectaculares y que corroboran que el software nativo asociado a la cámara cada día es más importante en un smartphone, me ha gustado especialmente que se pueden ejecutar una vez tomada la foto. No hay que seleccionar nada antes, excepto la aplicación Smart Cam claro.

Ver galeria completa » Nokia Lumia 925 primeras impresiones (12 fotos)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios