Sigue a Xataka

ASUS Transformer Infinity análisis en Xataka

Si bien con el mercado de los smartphones Android, Samsung y su marca Galaxy ha conseguido ser el terminal franquicia y reconocible, no ha ocurrido lo mismo con los tablets. Pese a que sus modelos Galaxy Tab son de los más conocidos del mercado, el logro de ser referente en este segmento hay que dárselo a otra saga ya mítica: los Transformer de ASUS.

Tras el novedoso primer modelo ASUS Eee Pad Transformer, la saga ha seguido creciendo y nosotros analizando sus evoluciones. Pasamos por el ASUS Transformer Prime, desgranamos los secretos del modelo de entrada Transformer 300 y ahora toca hacer lo propio con la joya de la corona: el ASUS Transformer Infinity.

Sin más dilación, os dejo con mi análisis del ASUS Transformer Infinity.

Diseño y acabado

Manteniendo la estética que ya es un clásico dentro de los modelos de tableta y portátiles de gama alta de ASUS, este Transformer Infinity es un modelo de tablet que nos deja con un excelente sabor de boca en este apartado. Si te gustó el Transformer Prime cuando lo analizamos, externamente este Infinity es casi un clon.

El ASUS Transformer Infinty mantiene el acabado en aluminio del modelo Prime. El primer tablet de ASUS nos dejaba unos datos de grosor de 13 mm y peso de 675 gramos. En estos poco más de 365 días y tras el modelo Prime de por medio, el ASUS Transformer Infinity ha conseguido alcanzar un grosor de 8.4 mm y un peso de menos de 600 gramos, que pese a todo, son cifras insignificantemente superiores a las de Prime y que nadie en su sano juicio notaría.

ASUS transformer infinity análisis carcaza

Teniendo en cuenta que estamos hablando de un tablet con pantalla de 10.1 pulgadas, el resultado me parece estupendo. Y no solo por las frías cifras, sino por la sensación en mano, que quitado el largo del tablet debido a su diagonal, es de los pocos tablets de 10 pulgadas que en conjunto de acabado, peso y grosor, me ha resultado completamente satisfactorio llevar y manejar en cualquier circunstancia.

ASUS transformer infinity análisis grosor

Respecto a las conexiones, no hay tampoco novedades respecto al Prime. En la parte inferior encontramos las conexiones para el teclado-dock y el puerto de carga propietario, en el lateral izquierdo están el puerto miniHDMI, la salida de 3.5 mm de audio y una ranura para tarjetas microSD, mientras que en la parte superior está el botón de encendido y desbloqueo, así como los controles de volumen.

Análisis Transformer Infinity puertos

Ya en la parte trasera se sitúa la cámara de 8 megapíxeles con f2.2 y un flash de tipo LED. La segunda cámara, de 2 megapíxeles, aparece en el marco frontal alrededor de la pantalla del Transformer Infinity.

Pantalla

Llegamos pronto en este análisis a la verdadera razón de este Transformer Infinity. Es cierto que incluye mejoras en el rendimiento, pero no son determinantes. Sí que lo es por el contrario su nueva pantalla con resolución de 1080p y tecnología IPS+.

Para que te hagas una idea, en un panel de 10.1 pulgadas, esa resolución le da una densidad de 224 ppp, un salto brutal respecto a los no llega a 150 ppp que hasta ahora veíamos de forma habitual en tablets Android. Si bien era de esperar una mejora en todos los aspectos del tablet, es con el texto donde el usuario apreciará la nueva resolución.

Análisis Transformer Infinity pantalla La mayor resolución del Infinity hace muy agradable la lectura con este tablet

La lectura es mucho más agradable, los iconos se ven definidos y se pierde la idea del pixel individual, un camino más que interesante. Donde no se aprecia un cambio significativo en en el color, que se mantiene igual que en modelos anteriores y se pierde otro punto de mejora importante. En nuestra prueba, tanto Galaxy Tab de Samsung como el nuevo iPad superan la calidad de los colores mostrados en sus pantallas.

Análisis Transformer Infinity panel IPS+ Activando el modo IPS+ el brillo salta a unos brutales 700 nits

Sí que mejora el contraste y algo que cualquier usuario notará a la primera: el brillo. En modo “normal” el ASUS Transformer Infinuty es capaz de ofrecer más de 450 nits, pero resulta espectacular en el modo IPS+, donde alcanza los 700 nits. Este modo lo ha establecido ASUS para visualizar la pantalla en exteriores, y aunque sigue sin ser la solución definitiva para pantallas retroiluminadas con luz potente en el ambiente, la mejora se puede apreciar.

Análisis Transformer Infinity brillo pantalla

Rendimiento y autonomía

Como os he adelantado, este Transformer Infinity incluye también mejoras en su potencia bruta. El procesador es también un Tegra 3 – como en el Prime – pero potenciado a la máxima expresión (modelo T33) y capaz de alcanzar los 1.7 Ghz – 1.6 Ghz cuando usamos más de un núcleo – . La memoria RAM, de 1 GB, es ahora de tipo DDR3-1600, que añade un mayor ancho de banda que combinado con el mejor procesador, da la sensación de más fluidez en el funcionamiento general del tablet bajo ICS.

Análisis Transformer Infinity

En cifras los datos no son tan resolutivos y se acercan a los del Prime. En nuestro test con Vellamo hemos alcanzado los 1.510 puntos, y en Quadrant hemos superado los 4.613 puntos. Eso sí, con juegos y apartados gráficos, el Tegra 3 sigue siendo una “mala bestia“.

Como pasaba con el Prime – ves que todo nos recuerda a él – ASUS coloca tres modos de funcionamiento llamados Performance, Balanced y Power Saving, con bastante diferencia de funcionamiento entre los extremos. Del Power Saving al Performance hay el doble de diferencia en rendimiento con Quadrant.

Alcanzar un peso y grosor tan magnífico ha tenido un precio por el que pagar. ASUS ha decidido que fuera la autonomía la sacrificada ya que al mantener la batería con capacidad de 25 Wh y tener mejor pantalla y procesador, los datos se mantienen en una horquilla aceptable pero por debajo de los resultados del Prime.

Análisis Transformer Infinity grosor Mantener el grosor y darle más prestaciones tiene sus consecuencias: se estanca la autonomía

En nuestra prueba mixta, con navegación web, lectura de correo, un poco de reproducción multimedia y algo de juego, el ASUS Transformer Infinity se ha quedado en la barrera de las 9.5 horas.

Respecto a la conectividad, ASUS tenía una especie de antenagate con la señal GPS y WiFi, por lo que ha cambiado la carcasa completamente metálica del Prime por un modelo en el que la banda superior se ha construido en plástico. En nuestra prueba, la señal GPS se mantiene más estable y la conectividad WiFi ofrece mejor rendimiento.

Análisis Transformer Infinity La banda superior de plástico busca resolver problemas con las señales WiFi y GPS

Cámara

Con la misma cámara que en el caso del Transformer 3008 megapíxeles y f2.2 – y el añadido de un flash de tipo LED, el funcionamiento del Infinity como cámara de fotos mantiene el excelente tipo del Prime, que ya dijimos que nos dejaba sentimientos enfrentados al ser tan buena pero tan poco útil en un tablet.

Análisis Transformer Infinity cámara

Sin llegar por supuesto al nivel de las cámaras de smartphone, el rendimiento de la del Transformer Infinity se mantiene sin problemas a la cabeza de las cámaras de tablets bajo Android, con muy buenos primeros planos y grabación de vídeo a 1080p pero que sigue sufriendo con escenas de alto rango dinámico.

Ver galería completa » Transformer Infinity prueba cámara (12 fotos)

Sistema operativo

Bajo Android 4.0, como debe ser, a este Transformer Infinity le sienta muy bien el nuevo procesador y la mejor memoria RAM. A la espera de que la nueva versión llegue, la experiencia con este ICS es más fluida pero no creo que Android esté por detrás de iOS en ese aspecto sino en aplicaciones, sentido del mundo tablet y homogeneidad.

Android 40 en Transformer Infinity

En cuanto a la personalización de ASUS, de nuevo aplaudo que se mantenga fiel a la versión nativa y apenas de unos toques de mejora, entre ellos la integración de su servicio ASUS WebStorage y de aplicaciones reinstaladas.

Ver galería completa » Android 40 en Transformer Infinity (14 fotos)


ASUS Transformer Infinity, la opinión de Xataka

Con un año de diferencia, ASUS ha logrado que su tablet de referencia en Android, el Transformer, mejore hasta alcanzar el nivel de este Infinity.

Tanto la apariencia como el rendimiento son similares a los del Prime, pero se incluye la importante mejora de la resolución de la pantalla que sin embargo todavía no aprovecha el sistema operativo de Google, por lo que, si ya tienes un Prime, cuesta pensar en dar el salto. Además, con el Transformer 300 a un gran precio, la gama alta de tablets Android se complica bastante pero sin embargo son estos detalles de la resolución y brillo de la pantalla los que pueden marcar diferencias al más alto nivel.

Haber llegado a este nivel de calidad y buen funcionamiento le ha llevado a ASUS un año. Puede parecer una buena cifra, pero no lo es tanto si por el camino hemos tenido un modelo inicial, uno más delgado, uno asequible y ahora este nuevo equipo más completo. Quizás demasiadas novedades para un consumidor que ve como con pocos meses de diferencia, el tablet avanza y él tiene que decidirse a subir al tren en marcha en algún momento.

El Tablet ha sido cedido para la prueba por parte de ASUS. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

33 comentarios